El último atentado islamista en Londres

En los últimos días estamos acudiendo a un hecho casi de película. Se trata de la mala organización en el Reino Unido para la identificación de las víctimas y la búsqueda de los desaparecidos tras el último atentado de la semana pasada en Londres.

Resulta muy criticable que, a varios días de que ocurriera el atentado, las autoridades del Reino Unido, en general, y de Londres, en particular, no se hayan puesto las pilas bien cargadas para identificar a las víctimas y no tener a las familias de los fallecidos en vilo, sobre todo teniendo en cuenta que podría haber víctimas españolas.

Las autoridades británicas han cometido un grave error con la tardanza en la identificación de las víctimas, sobre todo teniendo en cuenta que, entre los últimos acontecimientos, se ha constatado que una persona había caído al agua durante el ataque terrorista y se ha encontrado su cadáver en el río Támesis.

Pero lo peor de todo, com se ha dicho ya es que no se comenzara a identificar a las víctimas desde el momento en que se consiguió reducir a los terroristas, pues es lo primero que se tenía que haber hecho, no sólo en una ciudad tan cosmopolita como Londres, sino en cualquier país tan avanzado como Reino Unido o cualquier otro del primer mundo. Esta tardanza se comprende más en países como India o cualquier otro de Asia, Sudamérica o África, en los que el poder está muy teocratizado y hay muy pocos medios o avances científicos y médicos cuando se producen ataques terroristas, desastres naturales, etc., para la identificación posterior de las víctimas.

Pero todo esto es incomprensible en países europeos, Norteamérica o cualquier otro país con grandes medios a su disposición para que, en el caso de que se produzcan este tipo de acontecimientos, se tarde varios días en reaccionar e identificar a las víctimas.

Este servidor no se puede ni imaginar lo que ha tenido que sufrir la familia del español desaparecido hasta el día de ayer en Londres, cuando se supo que estaba entre las víctimas. De todas formas, hay que destacar la entereza que tuvo este muchacho para enfrentarse a los terroristas, es algo digno de destacar pues en casos como este de que tres hombres empiecen a atacar a la gente con cuchillos haya alguien que saque fuerzas para enfrentarse a ellos, cuando la primera reacción en estos casos es la de correr para salvar la vida.

Por otro lado, también les es reprochable a los británicos que, teniendo a las fuerzas y cuerpos de seguridad en la calle por razones de seguridad por todos los ataques que ya se habían producido en esta ciudad cosmopolita por personas islámicas, y muchos de ellos reivindicados por el autodenominado Estado islámico, y sabiendo que al menos dos de los tres atacantes estaban siendo investigados por anteriores delitos y que estaban relacionados con otros delitos de índole parecida, no se les tuviera más en vigilancia, o se les hubiera detenido, o que, en cuanto empezaron a atacar, se les redujera lo antes posible para que hubiera las menos víctimas posibles.

También es de destacar que, teniendo a las fuerzas de seguridad en la calle por ataques anteriores, tres tíos ataquen a tal magnitud de gente con cuchillos (¡¡¡¡¡CUCHILLOS!!!!!) no fueran capaces estas fuerzas de seguridad de reducirles de un tiro antes de que la tragedia fuera mayor.

Pero lo peor de todo es que la policía se resistió a que la familia del español fallecido viera el cadáver del joven antes de este jueves. Así lo destaca el periódico ABC en una noticia de este miércoles 7 de junio. La noticia nos dice lo siguiente:

“Después de cuatro días de agonía para la familia de Ignacio Echeverría, por no saber su suerte tras el ataque terrorista del pasado sábado en el Puente de Londres, la Policía británica le confirmó este miércoles su muerte en el atentado. Tres agentes británicos se presentaron en la casa de su hermana Isabel, donde se habían reunido todos, y para mayor dolor les comunicaron además que «hasta el viernes como pronto no podemos estar con su cuerpo», según escribió su hermana Ana en Facebook. Y agregaba: «Querríamos que el Gobierno británico nos permita estar con él». Sin embargo, tras las presiones del Gobierno español ante el Número 10 de Downing Street y desde el Ministerio de Exteriores, las autoridades británicas permitirán a la familia Echeverría Miralles de Imperial ver este jueves, a las 09:00 de la mañana hora local, el cuerpo de su hijo y hermano, según informa Luis Ayllón.

El ministro de Asuntos Exteriores, Alfonso Dastis, apremió a su homólogo británico, Boris Johnson, a que «hoy mismo (por el miércoles)» dejasen a los familiares ver el cuerpo y no el viernes como pretendía el Gobierno británico. Precisamente este jueves el Reino Unido celebra elecciones generales. Desde Moscú, Dastis afirmó que «solo nos queda seguir insistiendo con las autoridades británicas para que hagan posible que la familia pueda encontrar la paz velando el cadáver de su hijo y hermano. No creemos que ningún protocolo pueda justificar un trato que ya realmente roza la inhumanidad».

La tardanza de las autoridades británicas en la identificación de las víctimas de la última barbarie yihadista en Londres ha causado numerosas críticas y la «perplejidad» del Gobierno y las fuerzas de seguridad españolas. Mas si se tiene en cuenta que Ignacio Echeverría, de 39 años y residente en Londres desde que comenzó a trabajar en el banco británico HSBC, tuvo una actitud heroica durante el atentado que ha sido destacada por ciudadanos y autoridades. Echeverría golpeó con su monopatín a uno de los terroristas cuando vio que acuchillaba a una mujer, pero éste «se revolvió contra él y le apuñaló», según el relato de sus allegados. La última vez que le vieron los amigos con los que había ido a patinar a un parque cercano estaba tendido en el suelo. «Ignacio intentó parar a unos terroristas y perdió su vida intentando salvar a otros», escribió su hermana Isabel en Facebook.

La ministra del Interior, Amber Rudd, se disculpó ante Zoido por la tardanza

La ministra del Interior británica, Amber Rudd, pidió «disculpas y comprensión» al Gobierno español por la tardanza en la identificación, según declaró su homólogo, Juan Ignacio Zoido, a la cadena Cope. Rudd argumentó que su país ha sufrido «dos atentados graves en poco tiempo» y que «querían estar seguros» antes de confirmar su suerte. Zoido añadió que este jueves darán a la familia «todo tipo de explicaciones» de qué sucedió. Aunque puntualizó que «habrá que esperar a la autopsia para saber cuál ha sido la causa de la muerte».

Ante las presiones españolas, la Policía Metropolitana de Londres se excusó poco antes de confirmar la muerte de Echeverría afirmando que el proceso de identificación de las víctimas es «complejo». Asimismo, aseguró que buscaban hacerlo lo más rápido posible y con la mayor certeza. Por su parte, la Fiscalía de la Audiencia Nacional estaba a la espera de que se comunicase oficialmente la muerte para decidir si cursaba algún tipo de requerimiento al Reino Unido en el marco de la investigación de los hechos. Desde el lunes, las autoridades británicas tenían sus huellas dactilares, ADN y datos dentales.

Ocho personas murieron y 48 resultaron heridas en el atentado ocurrido en la noche del sábado en el Puente de Londres y la aledaña zona de bares y restaurantes del mercado de Borough. La Policía británica tardó ocho minutos en abatir a los tres asesinos con «alrededor de 50 disparos». Uno de ellos alcanzó accidentalmente a una persona del público, que resultó herida, según declaró el jefe de la unidad antiterrorista de Scotland Yard, Mark Rowley”.

el último atentado islámico de londres

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s