El trabajo a tiempo parcial, cosa de mujeres

No os debe extrañar que diga que el empleo en España es un bien preciado, mucho más aún si nos referimos a un trabajo de calidad. Los políticos no se cansan de afirmar que el paro está descendiendo y que cada vez estamos más cerca de sobrepasar los índices anteriores a la crisis, pero lo cierto es que los puestos que se generan están cada vez peor remunerados y están destinados a cubrir menos horas. ¿Los más perjudicados por el trabajo a tiempo parcial? Las mujeres.

Y es que los contratos a tiempo completo todavía se sitúan por dejado de los 16 millones, mientras que los empleos parciales no paran de aumentar. Estos datos se han obtenido de la última Encuesta de Población Activa (EPA), un análisis que matiza que actualmente en España alrededor del 15% del total de los empleos están ejercidos por personal a tiempo parcial.

Pero, ¿por qué esto genera tanto alboroto? Pues porque este tipo de contrato está mayoritariamente destinado a mujeres. De hecho, ellas ocupan el 72% de estos puestos, llegando a una cifra que supera los dos millones. Por el contrario, solamente 776.000 hombres trabajan bajo estas condiciones.

Ambos géneros, en su mayoría, coinciden en que deben trabajar con estos contratos porque no han encontrado otro empleo que ofrezca mayor número de horas, estando muy interesados en poder mejorar sus condiciones. Sin embargo, sí que se encuentran algunas diferencias entre hombres y mujeres si miramos al resto de motivos:

– Los hombres que deciden trabajar a tiempo parcial lo hacen para poder compatibilizar sus estudios, y solamente el 3% de ellos elige este sistema de contratación por motivos familiares, como tener que cuidar a la familia o a los hijos.
– El 20% de las mujeres con contrato parcial debe escoger este tipo de empleo por motivos familiares, compatibilizando solamente con los estudios el 4,2% de los casos.

Por desgracia, España no es una excepción, ya que la media de los países europeos ofrece incluso actualmente más contratos parciales, situándose en torno al 19%. Las mujeres, aquí también, son las más perjudicadas.

Solamente podremos llegar a los objetivos marcados para 2020 si permitimos que las mujeres se integren en el mundo profesional con las mismas condiciones que los hombres. Para ello, imprescindible es poner trabas a las empresas, a los despidos y a los contratos basura.

Lo peor de todo es que por mucho que se persigue la igualdad efectiva entre hombres y mujeres, la sociedad actual sigue siendo muy discriminatoria, sobre todo cuando las mujeres quieren acceder al mercado laboral.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s