4 pasos que debes llevar a cabo antes de redactar tu currículum

El currículum es esa hoja de vida en la que explicamos nuestra experiencia, formación y habilidades con la finalidad de convencer al reclutador para que nos ofrezca el puesto al que estamos aplicando. Históricamente hemos utilizado este documento de manera exclusiva, siendo esto lo primero- y único- que redactamos cuando comenzamos una búsqueda de empleo activa.

Sin embargo, y según La Nueva Ruta del Empleo, hay otros cuatro pasos que debes llevar a cabo con anterioridad si quieres obtener el empleo de tus sueños.

1. Lo primero que tienes que hacer es conocerte, identificando tus fortalezas y debilidades. Trabaja tu confianza y potencia tus habilidades más destacadas. Es cierto que una empresa quizás reciba cientos de candidaturas para una misma oferta, pero nunca debes infravalorarte. Piensa que todo lo que has conseguido, tu formación y experiencia, lo has logrado porque vales y eres un profesional capaz. Que nadie te diga lo contrario, y menos tu mismo.

2. Aprovecha este momento para pensar en tus proyecciones de futuro, definiendo tus objetivos profesionales. ¿Dónde te ves trabajando en cinco años? ¿En qué compañía te gustaría ejercer? ¿Qué puesto ansías conseguir? Una vez que hayas contestado a estas preguntas, sabrás a qué ofertas puedes aplicar.

3. En este tercer paso debes planificar una estrategia de búsqueda de empleo activa. Eso de enviar el currículum y esperar a que te llamen se ha acabado, por ello tienes que fomentar una actitud proactiva. Siempre es necesario adaptar el currículum para cada oferta y compañía, mostrando una candidatura moderna y atractiva. ¿No sabes por dónde empezar? Inscríbete en portales de empleo, utiliza una Agencia de Búsqueda de Empleo y alístate en Agencias de Colocación.

4. Fundamental es también trabajar tu marca personal y tu red de contactos. El networking puede ayudarte, y mucho, ha lograr tus objetivos, así que no te olvides de fomentar las relaciones sociales y abrirte un perfil en LinkedIn. Recuerda que el 80% de las ofertas de empleo no se publican por los canales tradicionales. La familia, los amigos, los compañeros de universidad o los colegas de oficina pueden informarte de ese puesto que tanto ansías conseguir, así como cualquier profesional que hayas podido conocer en una reunión, feria, curso o conferencia.

Una vez que hayas superado estas cuatro fases, podrás comenzar a redactar el currículum pensando en la oferta, el puesto y la compañía en la que quieres trabajar. ¿Quieres ser original y moderno? Opta por un videocurrículum. Y si quieres que tu candidatura destaque sobre el resto de aspirantes, no te olvides de la carta de presentación y la carta de agradecimiento.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s