5 entornos de aprendizaje del futuro

Si las profesiones emergentes y los perfiles profesionales del futuro son un tema candente, no lo son menos los debates relacionados sobre cómo se plantea la educación en la era digital y la necesidad de que se adapte a los nuevos contextos, donde prima la tecnología y los cambios constantes.

La enseñanza online ha sido el paso decisivo para la democratización del conocimiento, y esto también ha supuesto el reflexionar sobre cómo la educación se ha de emplear para empoderar y potenciar la creatividad. Pero, ¿cuáles son las nuevas posibilidades de la educación?

1. Campus virtual: los recursos digitales y la flexibilidad de la formación es ya el presente, lo que posibilita que los estudiantes desarrollen su aprendizaje autónomo y activo. Las aulas virtuales no paran de renovarse y de evolucionar, de manera que la experiencia del usuario sea más enriquecedora, interactiva y motivante.

2. Tecnología en el aula: emplear la tecnología posibilita hacer la educación más accesible, integradora y práctica. Es como el caso de emplear la realidad virtual para simular situaciones o fomentar el aprendizaje entre estudiantes con diversidad o la necesidad de trabajar ciertas habilidades.

3. Aula colaborativa: pero, por encima de toda la innovación y de la integración de la tecnología, el pensamiento crítico y el empleo de la lógica debe ser la prioridad de la enseñanza, sobre todo en entornos donde los estudiantes están expuestos a tanta información y canales que no saben usar de forma beneficiosa. Este tipo de habilidades es conveniente trabajarlas en equipo, colaborando y empatizando con lo que ocurre alrededor.

4. Team Labs: se trata de los entornos de aprendizaje más innovadores y disruptivos, con los que se está haciendo realidad que la programación o la robótica forme parte de cualquier aprendizaje, ya sea en una escuela o en la universidad. Con este concepto de aulas también se fomenta el trabajo en equipo y el aprendizaje por proyectos, lo que conduce a la educación al contexto actual, aumentando su efectividad y su utilidad para los futuros profesionales.

5. La comunidad: y, a pesar de todo lo que aporta la innovación y las tecnologías, la comunidad sigue siendo el entorno de aprendizaje más enriquecedor y donde todo estudiante y profesional puede comprender la importancia del impacto social y de observar lo que le rodea para detectar problemas y plantear mejoras.

Nadie sabe lo que depara el futuro, pero está claro que contamos con muchas herramientas para evolucionar y vencer desafíos que aún desconocemos.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s