búsqueda de trabajo, Derecho, función pública

¿Cuántos funcionarios hay en España?

Es una pregunta bastante interesante que puede surgir en cualquier conversación normal. Puede parecer que entre funcionarios estatales, autonómicos y locales hay muchos trabajadores al servicio de la Administración Pública en España, pero en realidad necesitaríamos más. Y comparado con otros países Europeos, no tenemos tantos.

En primer lugar, hay que destacar que, “si bien muchas veces se habla de forma genérica de “funcionarios”, en la mayoría de ocasiones nos estamos refiriendo a “empleados públicos” o de “personal al servicio de las Administraciones Públicas”.

De este modo, el personal al servicio de las Administraciones Públicas engloba los siguientes tipos de empleados:

  • Personal funcionario de carrera, es decir, el vinculado por una relación estatutaria de Derecho Administrativo, tras haber superado una oposición u otro tipo de proceso selectivo.
  • Personal estatutario de los Servicios de Salud, que desarrollan sus funciones en la Sanidad Pública.
  • Personal laboral, vinculado por un contrato de trabajo.
  • Funcionarios en formación o en prácticas.
  • Otro personal, que comprende los siguientes tipos:
    • Personal eventual.
    • Personal funcionario interino.
    • Personal funcionario de plazas no escalafonadas.
    • Otro personal no encuadrado en las tipologías anteriores.

¿Y, entonces, qué otro tipo de personal (que también recibe retribuciones públicas) no se incluye en esta estadística? Entre otros, los siguientes:

  • Altos cargos.
  • Cargos electos.
  • Personal al servicio de los órganos constitucionales, así como órganos equivalentes en las Comunidades Autónomas.
  • Personal de empresas públicas, fundaciones, mutuas, consorcios, etc.
  • Personal laboral con contratos de duración inferior a 6 meses de las Comunidades Autónomas.
  • Personal del Centro Nacional de Inteligencia.

Entidades incluidas en el cómputo de cuántos funcionarios hay en España

Esencialmente, los trabajadores incluidos en la estadística de cuántos funcionarios hay en España se distribuyen en cuatro grandes grupos:

  • Administración Pública Estatal, que engloba las siguientes entidades:
    • Administración General del Estado.
    • Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado.
    • Fuerzas Armadas.
    • Administración de Justicia.
    • Entidades Públicas Empresariales y Organismos Públicos con régimen específico.
  • Administraciones de las Comunidades Autónomas.
  • Administración Local,
    donde se incluyen Ayuntamientos, Diputaciones, Cabildos, Consejos
    Insulares y organismos autónomos que dependan de las anteriores.
  • Universidades.

Cuántos funcionarios hay en España: Administración Pública Estatal

En el ámbito de la Administración Estatal, hay un total de 512.577 trabajadores públicos según el último boletín estadístico publicado. La distribución de estos funcionarios es la siguiente:

Entrando un poco más en detalle, los 201.300 trabajadores de la Administración General del Estado se distribuyen en las siguientes áreas:

  • Ministerios, organismos autónomos y áreas de actividad: 183.184 empleados, que, a su vez, se clasifican del modo siguiente:
    • Ministerios y organismos autónomos: 101.478.
    • Docencia no universitaria: 6.980.
    • Centros penitenciarios: 22.677.
    • Seguridad Social: 25.305.
    • Patrimonio Nacional: 1.231.
    • Agencia Estatal de la Administración Tributaria (AEAT): 25.513.
  • Agencias Estatales:
    14.198. En este apartado se incluyen entidades como la Agencia Española
    de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID), la del BOE,
    CSIC, AEMET, Seguridad Aérea, etc.
  • Instituciones Sanitarias Seguridad Social / Defensa / ONT: 3.648″.

Siguiendo una noticia de la Cadena Cope de julio de 2019, hay que señalar que “si dejamos a un lado Ejército y Fuerzas y Cuerpos de la Seguridad del Estado, los trabajadores de la administración central sólo son 210.000, y cada año disminuyen mientras aumentan los de las Comunidades
Autónomas.

Miguel Borra de Csif, el sindicato mayoritario de funcionarios, advierte a COPE de que la Administración del Estado puede morir de “inanición” porque “en los ultimos 8 años se han perdido 20 puestos de trabajo diarios y en los proximos 5 años se jubilarán 30.000 personas”. Mientras, el número de empleados de la Comunidades sigue engordando.

Por comunidades autónomas, la mayor plantilla la tiene Andalucía, con casi 500.000. Le sigue Madrid con 400.000 y Cataluña 300.000. En el total de las administraciones, el 44% de los empleados públicos en España son hombres y el 56% son mujeres”.

En cuanto a lo quehemos dicho de comparación del número de empleados públicos de España respecto a otros países europeos, siguiendo una noticia de ABC, hay que señalar que “

La cifra exacta de trabajadores en el sector público en España es siempre controvertida por la ausencia de un registro único. Según la Encuesta de Población Activa (EPA) actualmente son 3.105.800, mientras que el Registro Central de Personal de las Administraciones cuenta 550.000 menos, puesto que no suma a los trabajadores de las empresas públicas; de momento, puesto que, como publica ABC, Hacienda va a contabilizarlos en este registro. En cualquier caso, ¿son muchos o pocos los funcionarios comparados con otros países?

El peso del empleo público en España está por debajo de la media de los países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE). En España, los trabajadores públicos suponen el 15,72% del empleo total, según datos de 2015, los últimos disponibles para comparar con el resto de países. La media de la OCDE en el peso del empleo público sobre el total de los trabajadores está en el 18%.

Los líderes del empleo público son los países nórdicos: Noruega (30%), Dinamarca (29%), Suecia (29%) y Finlandia (25%) encabezan la lista. Mientras que los asiáticos están a la cola: Japón (6%) y Corea del Sur (8%). Suiza es el país Europeo de la OCDE con menor porcentaje de empleados públicos sobre el total de trabajadores, el 10%, seguido de Alemania (11%); aunque el caso alemán es distinto porque no incluye al sector sanitario, basado en el sistema de mutuas.

España se encuentra muy próximo a países como Portugal (15%) y Reino Unido (16%), por encima de Italia (14%), pero muy lejos de Francia (21%).

Nuevos funcionarios

La cifra de funcionarios en España aumentará en los próximos años. El número de trabajadores públicos en España comenzó a crecer desde 2014, pero a costa de sumar interinos. En 2017 había 56.520 empleados más que en 2013 puesto que las administraciones incorporaron 111.620 interinos mientras que destruyeron 52.310 plazas fijas. Esta situación se debió a la rebaja de la tasa de reposición por el Gobierno de Zapatero en 2011, a raíz de la crisis, y la necesidad de contratar a eventuales para suplir esos puestos en la administración.

Hacienda y sindicatos han acordado ahora convertir interinos a fijos y elevar la tasa de reposición. En tres años se calcula que habrá más de 500.000 plazas fijas. La mayor parte de ellos por la estabilización de interinos a fijos (más de 400.000 hasta 2020), pero también por la creación de 50.000 plazas nuevas en todas las administraciones.

España es uno de los países de la OCDE con una Administración más envejecida. El porcentaje de trabajadores con más de 55 es del 35%, solo superado por Islandia (40%) e Italia (45%). La media de la OCDE es del 24%. El porcentaje de funcionarios en España con menos de 34 años es tan solo del 5%, solo por encima de los registros de Grecia (4%) e Italia (2%). La media está en el 18%”.

Siguiendo al periódico La Información, hay que destacar que “el número de trabajadores de las Administraciones Públicas alcanzó en enero de 2019 los 2.578.388, una cifra, sin embargo, algo menor (-0,20%) que el período anterior, en julio de 2018. Según el último boletín estadístico del personal al servicio de las Administraciones Públicas, el reparto de estos trabajadores no es homogéneo: casi la mitad trabajan para las Comunidades Autónomas, mientras que el resto se reparte entre la administración pública estatal, la local y las universidades.

Los más de dos millones y medio de trabajadores públicos, que representan el 13,2% de la población ocupada, se distribuyen entre la Administración Pública Estatal, que incluye la Administración General del Estado, Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, Fuerzas Armadas, Administración de Justicia y Entidades Públicas Empresariales y Organismos Públicos con régimen específico; las Administraciones de las Comunidades Autónomas; la Administración Local, Ayuntamientos, Diputaciones, Cabildos y Consejos Insulares, y las Universidades.

La mayoría de estos trabajadores (51,9%) dependen de las Comunidades Autónomas, seguido de la Administración Local (22,3%), de la Administración Pública Estatal (19,7%) y, por último, de las Universidades (6%).

Además de una distribución heterogénea entre las diferentes administración, la evolución en el último semestre registrado tampoco ha sido similar en todos los grupos. La cifra conjunta descendió un 0,20%, el número de empleados públicos de las administraciones estatales, de las Comunidades Autónomas y el de las Universidades también siguió esta tendencia decreciente, -0,93%, -0,14%, -0,68%, respectivamente. Sin embargo, la cifra de trabajadores en las Administraciones locales incrementó un 0,44%, lo que representa 2.538 empleados más.

Los trabajadores dependientes de las Administraciones Públicas también se pueden dividir según la tipología del personal. Más de la mitad (56,6%) son funcionario, 23,4% personal laboral y el resto (19,94%) otro personal. Esta clasificación varía según las administraciones. A nivel estatal, la hegemonía de los funcionarios se incrementa, representando el 81,55% del total. Lo contrario ocurre en las Universidades y entidades locales, que se componen en su mayoría de personal laboral, 54,35% y 52,11%, respectivamente.

Respecto a la distribución por género, hay más mujeres que trabajan en las Administraciones Públicas que hombres, pero la diferencia no es muy grande, 1.451.022 mujeres frente a 1.127.366 hombres. Por Comunidades, destacan especialmente Andalucía, Comunidad de Madrid y Cataluña, que superan los 300.000 empleados públicos. En el lado contrario, con menos de 38.000, La Rioja, Cantabria y Navarra son las Comunidades con menos trabajadores de este tipo”.

Por lo tanto, se puede afirmar que España no tiene tantos funcionarios públicos como se pueda pensar. Hay que destacar que mucha gente, sobre todo los jóvenes (aunque sí que hay bastantes dentro de este grupo de edad que eligen la opción de ser funcionarios), les echa para atrás pasar varios años de su vida estudiando y realizar este esfuerzo tan grande no les resulta atractivo.

FUENTES:

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s