búsqueda de trabajo, Derecho, Derecho Laboral

Los efectos del coronavirus en el ámbito laboral

El objeto principal de este artículo es hacer ver al lector los efectos del coronavirus, con carácter general, en el ámbito laboral, sin fijarse en sectores económicos concretos.

En primer lugar, cabe señalar que “la pandemia del coronavirus está afectando a multitud de sectores de forma muy negativa y, por tanto, a las empresas que lo componen y, a última instancia, a los trabajadores que trabajan para estas empresas.

En España, hemos visto que el Gobierno de coalición ha propuesto a las empresas que realicen expedientes de regulación temporal de empleo (ERTEs). Muchas empresas se han acogido a los ERTEs a la espera que la situación mejore y puedan iniciar su actividad sin riesgo para nadie.

El Fondo Monetario Internacional (FMI), por su parte, estima que las consecuencias económicas de la pandemia del coronavirus van a ser peores que las consecuencias de la última crisis financiera.

LA OIT estima la destrucción de millones de empleos

La crisis económica creado por el coronavirus tendrá efectos devastadores en el mercado laboral, ya que la Organización Internacional del Trabajo (OIT) estima que se destruirán entre 5,3 y 24,7 millones de empleos.

En la última crisis financiera la destrucción de empleo alcanzó los 22 millones de puestos de trabajo. Y, como siempre pasa, si se reduce el empleo habrá una perdida de condiciones laborales para los trabajadores.

Una perdida de ingresos para los trabajadores que se estima que entre 8,6 mil millones y 3,4 billones de euros hasta finales de año. Esto se traduce en una reducción del consumo de bienes y servicios, lo que afecta a su vez a la evolución de las empresas. Es decir, un pez que se muerde la cola.

A nivel global, 2 mil millones de trabajadores están trabajando en sectores informales (economías emergentes y en desarrollo) y están corriendo el riesgo de que desaparezcan sus empleos.

Por tanto, es necesario establecer medidas políticas a nivel laboral a gran escala. Estas medidas se deben centrar:

  1. Apoyo a las empresas afectadas por los efectos negativos del coronavirus.
  2. Estimular a la economía de cada uno de los países y a los empleos que depende de las empresas.
  3. Proteger los puestos de trabajo de los trabajadores a través de medidas como el expediente de regulación temporal de empleo (ERTEs).
  4. Utilizar el diálogo social entre los diferentes gobiernos, trabajadores, sindicatos y empresarios para encontrar las mejores sociales para todos.

En España ya se han perdido 900.000 empleos por el coronavirus

En España, según datos del mes de marzo indican que alrededor de 900 mil trabajadores ya han perdido su trabajo desde el inicio de las medidas de la alarma sanitaria por el coronavirus.

A estos datos se le puede añadir a los trabajadores afectados por un expediente de regulación temporal de empleo (ERTE) que están alrededor de los 2,6 millones de trabajadores.

A parte, hay más de 500 mil autónomos que han solicitado la ayuda por reducción de ingresos y otros 250 mil trabajadores están en situación de baja por haberse contagiado por el coronavirus o tienen que estar en cuarentena.

Es decir, en total los efectos del coronavirus en el mercado laboral en España está afectando a unos 4,3 millones de trabajadores y los efectos que tiene estos en el número de afiliados a la seguridad social.

Los efectos negativos en el mercado laboral del coronavirus se deben solucionar con diálogo social

Esta alarma sanitaria a nivel mundial se ha traducido en una nueva crisis económica y afecta directamente al mercado laboral. En tiempos de crisis se tiene varias herramientas para hacer frente a los efectos negativos provocados por el coronavirus y para subir la confianza a los consumidores.

En primer lugar, los diferentes estados pueden utilizar el diálogo social de una forma activa entre los trabajadores y los empresarios, y entre medio los representantes sindicales, para conseguir la confianza y el apoyo a las medidas para superar la crisis económica provocado por el coronavirus.

En segundo lugar, utilizar las normas laborales como base para dar respuesta sostenible y equitativa entre todas las partes que se compone el mercado laboral. Es imprescindible disminuir los efectos negativos para los trabajadores y esto se consigue con diálogo.

Si no se utilizan este tipo de herramientas aumentará el subempleo como consecuencia de la crisis económica generada por el coronavirus en todo el mercado laboral, que a su vez provocará que haya menores salarios y más horas de trabajo.

Por parte de los autónomos, los efectos negativos del coronavirus provocaran una reducción del consumo y esto les afectará de forma negativa a sus ingresos y, por tanto, a la viabilidad de sus negocios.

¿Qué medidas laborales pueden tomar las empresas españolas afectadas por el coronavirus?

La opción que pueden tomar las empresas españolas afectadas por el coronavirus es la suspensión. La suspensión permite que los contratos de los trabajadores o las reducciones de jornada se suspendan, recogido en el artículo 47 del Estado de los Trabajadores.

Por lo tanto, una empresa cuya producción depende de materiales de producción del exterior podrá reducir la jornada de los trabajadores que considere o, si fuera el caso, de todos sus trabajadores, hasta que se restablezca la cadena de distribución.

Por el contrario, si el impacto que tiene el coronavirus sobre la empresa es mucho mayor y afecta a su viabilidad, la empresa puede despedir a los trabajadores, pero esta opción se debe negociar con los sindicatos, si la empresa tiene enlace sindical”.

En segundo lugar, y para aclarar más lo anterior, hay que hacer referencia al hecho de que “

Desde el punto de vista laboral, con la llegada de los primeros casos de afectados por el coronavirus a nuestro país, muchos empresarios se están preguntando qué pasaría si España tuviera que afrontar una situación como la que está sufriendo Italia.

En este caso, las empresas podrían tener que hacer frente a distintas tipologías de situaciones, entre otras:

1. La consideración como situación de Incapacidad Temporal derivada de enfermedad común de las ausencias de los empleados como consecuencia de cuarentenas obligatorias e impuestas por la autoridad sanitaria.

Respecto a esta cuestión, el pasado 26 de febrero, la Dirección General de Ordenación de la Seguridad Social, adoptó el Criterio 2/2020 para dar respuesta a la cuestión relativa a la situación de los trabajadores que tras su contacto con un caso de virus SARS-CoV-2, pudieran estar afectados por dicha enfermedad y que, por aplicación de los protocolos establecidos por las Autoridades Sanitarias competentes, se ven sometidos al correspondiente aislamiento preventivo para evitar los riesgos de contagio derivados de dicha situación hasta tanto se culmina el correspondiente diagnóstico.

Se plantea, en concreto, la situación de tales trabajadores frente a la Seguridad Social hasta el momento en que es posible dilucidar si están o no efectivamente perjudicado por el virus SARS-CoV-2. Durante el referido lapso temporal, los trabajadores no están afectados, en sentido estricto, por un accidente o por una enfermedad, pero es evidente, por otra parte, que los mismos deben estar vigilados y recibir la correspondiente asistencia sanitaria en orden a diagnosticar su estado y que están impedidos para el trabajo, por obvias razones.

A fin de garantizar la protección de los trabajadores durante tales períodos de aislamiento y de disipar las dudas que al respecto se han planteado, la Dirección General, en uso de las atribuciones que tiene conferidas, ante la falta de respuesta a tal situación en el vigente ordenamiento jurídico y hasta tanto dicha laguna sea llenada mediante las adaptaciones normativas que resulten necesarias, adopta el Criterio al que se ha hecho mención y que se concreta en tres puntos:

Uno.- Los períodos de aislamiento preventivo a que se vean sometidos los trabajadores como consecuencia del virus SARS-CoV-2, serán considerados como situación de incapacidad temporal derivada de enfermedad común, y durante los mismos los afectados tendrán derecho a las correspondientes prestaciones, cumplidos los demás  requisitos en cada caso exigidos, y en los términos y condiciones establecidos, por las normas del régimen de la Seguridad Social en que se encuentre encuadrado el trabajador.

Atención. Recuerde que a partir del 16º día de baja la Seguridad Social se hace cargo del 60 % del salario de un trabajador teniendo en cuenta su base reguladora y a partir del día 21º del 75% del mismo.

Dos.- Cuando la protección de la incapacidad temporal por contingencias comunes esté prevista como mejora voluntaria, lo establecido en este Criterio será de aplicación únicamente a los trabajadores que se hubieran acogido a dicha mejora.

Tres.- Lo previsto en este Criterio será de aplicación con respecto a todas las situaciones de aislamiento preventivo producidas desde la detección del virus SARS-CoV-2.

2. La necesidad de proceder a articular medidas de suspensión de contratos de trabajo

En aquellos casos en que los empleados no puedan trabajar por causas ajenas a la voluntad de la empresa, la ley permite suspender los contratos alegando causas de fuerza mayor según recoge el Estatuto de los Trabajadores. Se considerará que existe fuerza mayor si se produce un hecho imprevisible o que, aun previsto, sea inevitable.

Para la aplicación de esta medida no se exige que la empresa esté en crisis o que concurran causas adicionales (como causas económicas, técnicas, organizativas o de producción) pero las causas de fuerza mayor sí que se deben haber producido por causas ajenas a la voluntad de la empresa.

En el caso de una alerta sanitaria o epidemia en el que el gobierno estableciera medidas cautelares que no permitieran a los trabajadores disfrutar de una libertad de movimientos o inclusive debieran permanecer en régimen de aislamiento se estarían cumpliendo los requisitos de imprevisibilidad e inevitabilidad de una suspensión por fuerza mayor.

A estos efectos, si una empresa tuviera que hacer frente a esta situación será la Autoridad Laboral la que deberá declarar la suspensión de los contratos por fuerza mayor de los trabajadores. La empresa tendrá que presentar una solicitud ante dicho organismo para que constate la fuerza mayor aportando las pruebas y justificaciones oportunas, y éste deberá dictar resolución en un plazo máximo de cinco días. Del mismo modo, la empresa también estará obligada a comunicar a los representantes de los trabajadores el inicio del procedimiento de suspensión de los contratos por fuerza mayor.

Si la Autoridad Laboral declarara la fuerza mayor, la empresa podría suspender los contratos de los trabajadores y dejar de pagar los salarios. El tiempo en que los contratos podrían estar suspendidos dependerá del tiempo que se necesitara para reactivar la actividad normal de la compañía. Los trabajadores, durante este periodo, accederían al desempleo consumiendo tiempo de prestación.

Cabe recordar que, en caso de no prosperar la suspensión por fuerza mayor u otras medidas que más tarde apuntaremos, siempre se podría iniciar un procedimiento de suspensión o ERE temporal si se acreditan causas económicas, técnicas, organizativas o de producción.

Otras cuestiones que también se deben tener presentes son:

  1. La revisión de la aplicación de la normativa en materia de seguridad y salud de los trabajadores.
  2. La creación de protocolos de trabajo a distancia de sus empleados y de uso de medios electrónicos e informáticos puestos a disposición.
  3. El especial cumplimiento de la normativa de protección de datos en relación con información especialmente sensible, como son los datos médicos y de salud de los trabajadores”.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s