búsqueda de trabajo, Derecho, Economía

Las profesiones más valoradas en la era digital

Las nuevas tecnologías se han hecho sentir con mucha fuerza en todos los sectores de actividad. Dicho esto, cabe señalar que “las tecnologías emergentes están presentando en los últimos años un crecimiento que, aunque esperado, nos sigue resultando sorprendente. Elinforme del segundo trimestre de 2019 del portal de empleo especializado en el sector tecnológico Ticjob anuncia que el número de ofertas TIC se ha incrementado cerca de un 2% respecto al mismo periodo de 2018.

Los puestos más demandados actualmente son los de programador (29% de las ofertas del sector TIC) y analista programador (20%). Entre los dos suman la mitad de la demanda registrada en el sector, seguido de las búsquedas de consultores (8%), administrador de sistemas (5%) y arquitectos de software y soporte (4% y 3% respectivamente).

Estos datos se consideran solo el comienzo. La punta de un gran iceberg emergente que podría suponer una gran revolución laboral. Y todo ello teniendo en cuenta que, según los expertos, el 75% de los empleos TIC del futuro no existen en la actualidad.

oficina-con-empleados-TIC

Habilidades y especialización

Todo parece indicar que los algoritmos, la automatización y los nuevos avances tecnológicos van a cambiar el mundo tal y como lo conocemos, incluyendo el panorama laboral. ElForo Económico Mundial ya ha avisado que en los próximos 20 años desaparecerán 75 millones de empleos y surgirán, en cambio, 133 millones de nuevos roles.

Desconocemos las nuevas tecnologías que van a marcar nuestro panorama laboral a medio plazo y los profesionales que van a hacerse cargo de ellas. Sin embargo, los expertos coinciden en afirmar que los trabajadores con capacidad para reciclarse a sí mismos y aprender nuevas habilidades de forma autónoma serán los mejor valorados.

Para hacer frente a esta revolución TIC sin precedentes los empresarios tendrán que apostar por capacitar a sus trabajadores, mientras que los profesionales tendrán que esforzarse por estar al tanto de los nuevos campos de estudio, apoyados por las compañías en las que trabajan, pero también a título personal.

Se espera que competencias clave como el pensamiento analítico, la programación o el diseño tecnológico sean las más demandadas en losprofesionales del futuro. Dibujando un escenario más que probable, todo parece indicar que triunfará quien esté más especializado en su campo y pueda demostrar la habilidad de aprendizaje permanente, mientras que los cargos operativos y más prescindibles serán devorados por la inteligencia artificial.

A la búsqueda del talento

La clave de las profesiones TIC del futuro se encuentran en el talento, tal y como ya está sucediendo con relación a las nuevas oportunidades laborales presentes en el sector. Los profesionales puede que ya estén intuyendo los cambios que se van a producir en el sector TIC, pero quizá no sean del todo conscientes de hasta qué punto se va a crear empleo en esta área de negocio.

En el informe “El futuro laboral del sector Tecnología”, correspondiente a 2019 y elaborado por Randstad Reserach, los expertos advierten que, a pesar de la tendencia de crecimiento positiva del sector, las empresas se enfrentan al reto del déficit de talento en áreas tecnológicas concretas. Siete de cada diez compañías consideran que esta falta de profesionales está comenzando a resultar un problema, mientras que el 35% ya está demandando líderes con habilidades para dirigir equipos en materia de innovación y desarrollo.

Las empresas se enfrentan así a un presente incierto, donde existen necesidades reales que cubrir y a la vez hay escasez de profesionales con los conocimientos tecnológicos necesarios. Para poder acometer los cambios que se avecinan resulta necesario tener las competencias que permiten no quedarse fuera del nuevo escenario tecnológico que ya comienza a dibujarse.

Profesiones con más demanda

Actualmente existen profesiones TIC con una gran demanda de expertos y todo parece indicar que el camino de un futuro próspero para ellos no ha hecho más que comenzar.

Una de las profesiones nuevas con base tecnológica que más proyección estimada tiene para los próximos años es la de Data Scientist o Científico de Datos. Hoy en día ya resulta frecuente encontrar numerosas ofertas de empleo que buscan especialistas en grandes volúmenes de datos o Big Data, lo que la convierte en una profesión estrella del siglo XXI.

El Data Scientist se encarga de traducir los datos que una compañía maneja en información útil para la empresa. Para llevarla a cabo, se necesitan diferentes perfiles especializados en matemáticas, programación y estadística.

Por su parte, a los expertos en ciberseguridad, probablemente, tampoco les falte trabajo en los próximos años. Estos profesionales son capaces de asegurar los datos de las empresas. Teniendo en cuenta aspectos como los datos obtenidos por el Internet de las Cosas -un área en plena evolución-, se augura un futuro más que prometedor para los expertos en ciberseguridad con conocimientos tecnológicos y de abogacía que estén dispuestos a velar por la protección de datos de las compañías.

El Traffic Marketing Product Manager, que aúna conocimientos de matemáticas, marketing e ingeniería, es también uno de los profesionales más valorados del momento. Su misión es generar tráfico web dentro de la gestión eficiente de un plan de medios digital. Para desarrollar su función hacen falta conocimientos en usabilidad y analítica web, entre otras capacidades.

Por último, están surgiendo interesantes oportunidades a los llamados “arquitectos de nuevas realidades”. Los profesionales con conocimientos en sociología, psicología, desarrollo de videojuegos, programación, gamificación y realidad aumentada y virtual tienen por delante un futuro prometedor.

Por último, y ante un crecimiento imparable del número de aplicaciones móviles, surge la figura del App Store Optimization Manager, que juega cada día un papel más importante en el sector TIC. Su cometido, que recuerda al del analista SEO, pasa por mejorar el posicionamiento y la visibilidad de las apps en las principales tiendas de aplicaciones. Un interesante nicho de negocio teniendo en cuenta que los españoles descargan cada día 4 millones de aplicaciones para smartphones, en un área de negocio que supera los mil millones de euros anuales”.

Llegados aquí, se van a ver las consecuencias de las nuevas tecnologías en las profesiones en los próximos meses e incluso años:

Turismo y hostelería

Los servicios de comidas y bebidas suponen el grueso del sector turístico, ya que tres de cada cuatro empleados (1,4 millones) pertenecen a esta actividad.

Los empleadores solicitan en este sector determinadas habilidades comunes a sus candidatos. Una de ellas es el conocimiento de idiomas, no sólo inglés, francés o alemán. Se demandan otras lenguas como chino, ruso o árabe, por la diversidad de orígenes que tienen nuestros visitantes, y por el incremento del poder adquisitivo de los turistas procedentes de estos países.

Asimismo, resulta determinante la orientación al cliente -muchas de estas posiciones son de cara al público-, por lo que a los candidatos se les exigirán habilidades al respecto, como empatía o capacidades comunicativas.

Dada la estacionalidad y la temporalidad de estos trabajos, en muchas ocasiones se apreciará especialmente la experiencia en posiciones similares. Por último, se demanda cada vez con mayor frecuencia que los candidatos cuenten con aptitudes digitales o dispongan de conocimientos de nuevas tecnologías, ya que es habitual que los profesionales se tengan que desenvolver con ellas en su día a día.

Los empleos de base, como camareros, mozos de habitación, camareros de piso, guías turísticos, ayudantes de cocina o cocineros, son los más solicitados, aunque cada vez es más frecuente la búsqueda de perfiles intermedios o directivos, como gerentes, jefes de sala o directores de hotel, por la alta especialización y profesionalización de este sector. Destaca sobre todo el perfil de camarero de banquetes.

Además, la proliferación de herramientas digitales, como las redes sociales y su analítica, la inteligencia artificial o el big data, está provocando la demanda de perfiles especialistas en este tipo de tecnologías.

Sigue habiendo demanda de channel manager (responsable de canal) o de ecommerce manager en hotelería, así como de responsables de operaciones.

Banca y finanzas

El gestor comercial es uno de los perfiles más cotizados en este sector. Se le encomiendan tareas de atención al cliente y venta de productos financieros.

No se puede olvidar la necesidad de responsables de administración, dirección financiera, controller financieros y controller de negocio. También hay gran demanda de científicos de datos, los desarrolladores de big data y especialistas en ciberseguridad.

Habrá oportunidades asimismo para analistas en banca privada, o managing director en banca de inversión. Y también existe una necesidad creciente de agile coach, capaces de desarrollar una innovación permanente, gestionar el cambio y la transformación digital.

Cotizan los consultores de cloud, con amplios conocimientos técnicos, capaces de diseñar las mejores soluciones en la nube para cada organización.

Además, hay oportunidades para ingenieros de cloud, dedicados a la gestión de datos en la nube y que tengan amplios conocimientos técnicos para poder trabajar con diferentes plataformas, y garanticen el acceso, la privacidad y la seguridad.

Logística

En el sector logístico el crecimiento sostenido del ecommerce provoca una necesidad de dar soporte a la venta online. Los expertos detectan oportunidades laborales para el nuevo año para los representantes de desarrollo de ventas, capaces de investigar, desarrollar y comercializar productos y servicios; de analizar y conocer las necesidades de los clientes, orientarse a las ventas, definir modelos de negocio que maximicen las ventas y la generación de valor para los clientes.

Se siguen demandando ingenieros de software, responsables de transformación digital, desarrolladores de aplicaciones, programadores web, arquitectos de sistemas y especialistas en big data para la cadena de suministro. Sin olvidar a los expertos en blockchain, ingenieros de software logísticos y arquitectos de sistemas.

Y cotizan al alza los mozos manipuladores, encargados de atender a la recepción, reparación y expedición de las mercancías adquiridas por los clientes a través de internet.

Ecommerce

En este sector en continuo crecimiento se mantiene la demanda de KAM ecommerce, profesionales encargados de gestionar y negociar cuentas críticas dentro de una empresa.

Crece además el sector de contact center, y la figura capaz de aunar ambas necesidades y darles solución es la de teleoperador, pero emerge el perfil de teleoperador croselling. Hay que tener en cuenta que los teleoperadores puros de atención al cliente se han ido transformando en este otro tipo de profesionales, donde de forma transversal existe la venta de un producto.

La evolución de este perfil nos llevará a la aparición del experto en experiencia del cliente por el canal digital, que trabajará en la experiencia con el cliente y en diferentes canales digitales, no sólo con el teléfono. Hablamos de chatbots, inteligencia artificial o speech analytics. El 80% de las operaciones de call center es hoy de simple atención telefónica, pero la actividad del futuro teleoperador implicará la venta de más productos y servicios a los clientes, y esto provocará una mejora de los ratios de fidelización y retención de éstos. Ya no sólo se tratará de gestionar enfados, y el hecho de conocer mejor a las personas implicará una actividad diferente y mucho más cualificada.

Se mantiene asimismo la demanda de especialistas en programática para la optimización de la inversión en medios digitales y análisis de la audiencia, y la proliferación de herramientas de análisis, automatización de márketing o machine learning impulsa la necesidad de contar con profesionales de análisis y automatización con un claro perfil de negocio.

Y no se puede olvidar la figura del digital manager (CDO), que integra la estrategia digital, comercial y de márketing con todos los canales de venta, y transforma los modelos de negocio.

Márketing y ventas

Las actividades comerciales siguen dinamizando el mercado, y esto provoca una demanda creciente de customer success en el área de márketing, con un conocimiento técnico y buenas capacidades relacionales, estratégicas y comunicativas, que resultan clave para posicionarse de manera diferencial en el mercado. A estos profesionales se les exige el dominio de castellano, retención de clientes, Software as a Service, Salesforce.com, CRM, satisfacción de clientes, estrategia de negocio y márketing digital.

Siguen siendo determinantes las figuras del shopper marketing manager o el export area director, muy identificados con el consumidor y con una vinculación a las actividades internacionales. El proceso de globalización continúa generando la necesidad de export area directors.

Y a esto se añade un perfil ya necesario como el del key account manager, especializado por canales, tipología de cuentas y zona geográfica, para permitir una mejor penetración en el territorio.

‘Retail’

Hay una gran demanda de dependientes especializados, dedicados sobre todo a la atención al cliente y con orientación a las ventas o resultados. Hay que tener en cuenta que la implementación del ecommerce lleva a que muchas empresas de distribución y retail se enfrenten a la imposibilidad o dificultad para visualizar la afluencia de público a sus establecimientos. Las compañías necesitan personal capaz de aportar flexibilidad a las plantillas en momentos de campaña.

Se mantienen las oportunidades laborales para ecommerce manager, area manager y retail manager, responsables de coordinar, liderar y dirigir las operaciones de la red de puntos de ventas.

IT y Telco

La ciberseguridad, el Internet de las cosas (arquitecto de soluciones de internet de las cosas), el big data, la inteligencia artificial o la nube de Internet continúan siendo líneas con un gran crecimiento en este sector que demandan profesionales altamente cualificados.

Por lo que se refiere a la ciberseguridad, se necesitan big data architect, ingenieros de software, de preventa y soluciones telco.

Hacen falta matemáticos o ingenieros dedicados al machine learning y se demandan también ingenieros técnicos o superiores en informática o telecomunicaciones.

También son necesarios los especialistas en inteligencia artificial con habilidades específicas de machine learning o ciencia de datos. Estos profesionales son también muy apreciados en las tecnologías de la información o en la programación informática.

Además, hay gran demanda de customer success, consultores de cloud, desarrolladores de Python, desarrolladores de big data, ingenieros de datos o representantes de help desk, que se encargan de asegurarse de que los dispositivos digitales funcionen con normalidad para que el tráfico de datos que viaja por las organizaciones no se interrumpa.

Medicina, farma y ciencia

Higienista dental, nutricionista, consejero genético, técnico quirúrgico, enfermera, ingeniero biomédico, científico de materiales, geocientífico, epidemiólogo, bioquímico o científico atmosférico son algunos de los perfiles profesionales científicos que se señalan como más exitosos por el momento.

En la industria farmacéutica, el auge de las terapias avanzadas, los genéricos y los biosimilares provoca una amplia demanda de sales representative. Y continúa la necesidad de directores médicos y MSL, KAM y delegados hospitalarios, responsables de producción o responsables de turno.

También destaca el perfil de técnico de cualificaciones y validaciones, que se responsabiliza de asegurar el cumplimiento de las normas de buenas prácticas en el entorno farmacéutico. Y aumenta asimismo la demanda de perfiles de Medical Science Liaison (MSL), que participan en todos los procesos del ciclo de vida de un producto y facilitan la correcta utilización de los fármacos.

En la “S” de las profesiones STEM (la ciencia) se generan perfiles cada vez más cotizados como los bioquímicos o biofísicos, químicos, científicos y técnicos ambientales, conservacionistas, científicos forenses, geocientíficos, o hidrologistas.

Ingeniería e industria

Metidos de lleno en la necesidad de profesiones STEM (ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas), hay que tener en cuenta que en España las carreras técnicas más demandadas por las empresas son la ingeniería informática, ingeniería industrial, ingeniería mecánica, ingeniería en electrónica industrial y automática e ingeniería de telecomunicaciones.

En ingeniería informática las oportunidades son para ingenieros informáticos y de telecomunicaciones, pero también para expertos en aplicaciones móviles, programación y big data.

La automatización y robotización de los procesos productivos y logísticos siguen provocando la demanda de perfiles técnicos para cubrir necesidades de diseño de los flujos de producción, layouts automatizados, programación de robots, simulación de los procesos automatizados, implantación de la nueva metodología, o gestión y mantenimiento de máquinas y robots.

Existe una gran demanda de ingenieros de software, que son un claro exponente de algunas características que marcan el futuro del empleo, como la facilidad para trabajar de forma deslocalizada o el empleo por proyectos.

También se necesitan expertos en big data, data scientist y data analyst, así como especialistas en ciberseguridad capaces de prevenir, preparar y actuar contra los ciberataques.

En el sector de automoción es clave el perfil del técnico superior en automoción, encargado de realizar la diagnosis de incidencias en un vehículo, tasaciones y presupuestos de reparaciones de elementos, del mantenimiento de flotas y de la gestión de equipos en los centros de trabajo. Además hay que tener en cuenta las oportunidades laborales que la ingeniería de automoción sigue ofreciendo a project managers y expertos para el departamento de calidad.

Se demandan ingenieros de robótica en servicios y tecnologías de la información, ingeniería mecánica e industrial, automoción y movilidad, industria del automóvil, consultoría de gestión, investigación, aviación e industria aeroespacial.

También se requieren ingenieros de datos en sectores como tecnología y servicios de la información, internet, industria del automóvil, programación informática, consultoría de gestión, ingeniería mecánica e industrial y telecomunicaciones.

Y en banca y servicios financieros o salud, tecnología y servicios de la información, programas informáticos, internet, telecomunicaciones, o consultoría de gestión hacen falta ingenieros de cloud.

Construcción

Continúa moderándose la aportación de la construcción al incremento del empleo, ahora con la creación de 29.600 puestos de trabajo en los últimos doce meses (+2,4% interanual; un 7,7% del total de los nuevos empleos creados en el último año, la proporción más baja desde diciembre de 2016 y que se compara con el 13,2% de hace 12 meses).

La construcción en España cuenta con 1,3 millones de ocupados y actualmente no es fácil encontrar perfiles cualificados. Las profesiones tradicionales (albañiles, encofradores, soldadores, electricistas o fontaneros) siguen siendo muy demandadas. Hay que recordar que hasta 2008, el boom de la construcción provocó una demanda ingente sin exigencia de cualificación. Los años de crisis generaron la necesidad de recolocación de todos esos profesionales: diez años de travesía del desierto, y ahora resulta complicado encontrar perfiles aptos.

Se requieren además profesionales vinculados a las tecnologías y al 3D. La escasez viene por lo nuevo. Se necesitarán expertos en modelado para arquitectura y construcción que sean capaces de pasar de las soluciones constructivas en dos dimensiones al 3D.

Sigue habiendo una importante demanda de profesionales para puestos como jefe de obra de construcción modular, project manager, BID manager (elaboran ofertas para responder a los clientes), export y country manager, delegados de suelo o directores comerciales.

Legal

En 2020 se demandarán expertos legales en el área de fusiones y adquisiciones, junto con la de impuestos, derecho procesal, bancario y laboral.

El Derecho fiscal es también un campo atractivo para los abogados y puede abarcar muchas especialidades, sobre todo las relacionadas con la fiscalidad de grandes patrimonios y el tratamiento de pleitos con Hacienda.

No se puede obviar la importancia que tiene la llegada de las tecnologías digitales y de nuevos fenómenos como la inteligencia artificial, con el uso de software y algoritmos que influyen en la toma de decisiones. Las nuevas tendencias cambian la función legal, que deja de ser un soporte y está cada vez más próxima al negocio, convirtiéndose en un área estratégica en las organizaciones.

Así, por ejemplo, el machine learning, que puede ser predictivo, impactará en el negocio del sector legal con herramientas de productividad que influirán en la efectividad de los procesos. La comunicación con los clientes cambia, y también la gestión de los despachos.

Aparecen asimismo ciertas figuras de profesionales que ofrecen buenos resultados: la más destacable es la de los professional support lawyers (PSL), abogados con más de cinco años de experiencia que se encargan de estructurar la información que necesitan los abogados y socios de la firma que están pegados al cliente. Crean precedentes y modelos para las operaciones que están permanentemente actualizados.

Esta información está elaborada con las opiniones de Christopher Dottie, presidente de Hays; Manuel Solís, director general de ManpowerGroup; Javier Blasco, director del Adecco Group Institute; Valentín Bote, director general de Randstad Research; Jesús Araujo, CEO de Cegos España y Latam; y con los datos de informes de Adecco, Hays, LinkedIn ManpowerGroup y Randstad.”

Ahora, cabe señalar que “

Tanto las nuevas profesiones como las carreras con más salidas hoy en día, coinciden en un aspecto: el factor STEM (Science, Technology, Engineering, Mathematics) está en la base de la mayoría de ellas. Por ejemplo, las carreras universitarias mejor colocadas de cara al empleo, según el VIII informe Infoempleo Adecco son: Administración de Empresas y Finanzas, Ingeniería Informática, Ingeniería industrial, Comercio y marketing, Psicología y Psicopedagogía, Administración de Empresas y Derecho, Ingeniería de Telecomunicaciones, Relaciones Laborales y Recursos Humanos, Economía, e Ingeniería Electrónica, Industrial y Automática. 

En cuanto a las nuevas profesiones, que no necesariamente están ligadas a la formación reglada, según IEBS (Escuela de Negocios de la Innovación y los Emprendedores), las que tienen mayor demanda y, por tanto, las que son idóneas para los nuevos tiempos son:1. Analista/científico de datos Las profesiones especializadas en big data lideran casi todos los rankings de demanda de las empresas. El analista de datos se encarga de analizar e interpretar grandes bases de datos para ponerlos a disposición de las distintas áreas de la empresa y que estas puedan establecer estrategias en función de esa información.    2. Analista web o experto en analítica Web Se encargan de medir y analizar los datos de audiencia y publicidad de una página web con el fin de optimizar el posicionamiento para convertir cada visita en una posible oportunidad de negocio.   3. Arquitecto blockchain La tecnología de bloques, que así es como se traduce blockchain, ha trascendido el sector financiero y ya se empieza a utilizar en todos los sectores como un método seguro para verificar procesos e identidades y, por ende, mejorar sus procedimientos.   4. Arquitecto de la Información Se encarga de diseñar y organizar la estructura de la web de una empresa, en función de sus necesidades, para hacerla lo más accesible posible y optimizar así tanto su utilidad como la experiencia de usuario.    5. Consultor SAP / Consultor informático Es la persona que administra y adapta SAP (un sistema informático integrado de gestión empresarial diseñado para modelar y automatizar las diferentes áreas de la empresa) a las necesidades de su organización. Más allá de este sistema, la figura del consultor informático, con carácter genérico, también es muy requerida para sacar el máximo partido al software empresarial.    Otras áreas que aparecen en diferentes rankings y que a buen seguro requerirán gran número de profesionales en el futuro son la ciberseguridad, la gestión cloud, la impresión en 3D y la nanomedicina, entre otras. Y en clave más futurista, casi, casi de ciencia ficción, el estudio de Microsoft Tomorrow’s Jobs apunta cuatro profesiones del futuro, como poco, sorprendentes: diseñador de cuerpo humano, biohacker autónomo, guía turístico espacial y creador de habitats virtuales.


Nuevas formas de estudiar
¿Dónde y cómo estudiar estas nuevas profesiones? La respuesta es, depende. Si bien algunas de ellas ya se están incorporando como especializaciones de algunas carreras tradicionales o como nuevas licenciaturas -tal es el caso de la nanomedicina, con la Licenciatura en Nanotecnología e Ingeniería Molecular que ofrece la Universidad de las Américas Puebla-, otras muchas, por ahora, no están en el catálogo de las universidades. De hecho, según estudios de la consultora McKinsey, el 60% de las profesiones requeridas en los próximos años, no gozan de un programa regulado de formación académica. ¿Cómo acceder a ellas entonces? La formación online -cursos especializados, MOOC (Massive Online Open Course), másteres, microlearning e-learning empresarial, etc., algunos con respaldo oficial y otros no- es cada vez más el punto de partida de muchas de estas profesiones del futuro. 

¿Ventajas? La más destacable, según la mayoría de los expertos, es que es un tipo de formación diseñada específicamente para adaptarse a los requerimientos técnicos y digitales del mercado actual o, dicho de otro modo, para reducir la brecha existente entre formación y salidas laborales”.

Por tanto, hay que estar en continua formación para adaptar también las actuales profesiones a las nuevas tecnologías de la información y la comunicación.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s