búsqueda de trabajo, Derecho, Redes sociales

Creación de un perfil de LinkedIn para abogados y otros juristas

Hoy en día la búsqueda de trabajo y la creación de currículum pasan por las redes sociales e internet. Y, cómo no, los abogados no han de quedarse atrás para atraer nuevos clientes mediante la utilización de las redes sociales, especialmente aquellas más enfocadas a promover la marca personal y la creación de tu currículum online.

En primer lugar, cabe señalar que “LinkedIn es en la actualidad la mayor red profesional del mundo, en la que están presentes empresas, colectivos y profesionales que buscan mejorar su imagen, ganar en visibilidad, potenciar su marca y hacer contactos de calidad, construyendo relaciones que les hagan pasar de lo virtual a lo real.

Hablamos de un canal on line que se puede interpretar como punto de reunión entre distintos profesionales, donde se conversa, se intercambian opiniones y se busca atraer la atención de nuevos contactos y oportunidades de negocio, siendo una red de networking incomparable.

Para los abogados, profesionales del sector legal y responsables de marketing, comunicación y desarrollo de negocio de despachos de abogados, es de vital importancia adquirir conocimientos sobre el uso y mejores prácticas en LinkedIn, de cara a poder conseguir los objetivos profesionales que cada uno se haya marcado.

Reitero la vital importancia de establecer unos objetivos claros en LinkedIn: ¿quieres dar a conocer algún servicio o producto?, ¿potenciar tu marca personal?,¿mejorar la reputación on line de tu despacho? ¿generar tráfico a tu web?

Una vez tengas claro el objetivo, trabaja tu perfil de una manera profesional. Es muy importante impactar positivamente a primera vista: cuidar la foto de perfil, adaptar una foto de cabecera, desarrollar un buen extracto, definir bien tu titular o contar con contenido multimedia. Hay que tener extremo cuidado en tener aseada tu imagen on line.

No se trata de hacer contactos de forma discrecional, aceptando a todo aquel que quiera contar contigo en su lista de contactos. ¿Qué tipo de contactos quieres? ¿estás dispuesto a seguirles e interactuar con ellos?

Se trata de practicar la “escucha activa”, compartir contenido de calidad asociado a tu especialidad y experiencia, participar con terceros y, en definitiva, generar confianza.

En el sector legal se antoja fundamental para un despacho que sus abogados y profesionales interactúen con la cuenta corporativa. Una cuenta de empresa, al menos hasta el momento, no se puede dinamizar por si misma, y necesita de la actividad de sus “embajadores de marca”, para poder llegar a contactos de interés.

Para ello, es muy importante tener clara la línea de comunicación a seguir, ya que LinkedIn será una parte más dentro de una estrategia global. Los abogados y profesionales presentes en LinkedIn han de sentirse identificados con los contenidos que surjan de la cuenta del despacho. Sólo así los compartirán y comentarán.

Siempre recomiendo poder concretar al máximo tu mensaje en LinkedIn, empezando por el titular profesional, las áreas que te van a identificar como abogado, concretar el target al que quieres llegar o tu ámbito de actuación.

Has de ser capaz de aprovechar todo lo que LinkedIn puede hacer por ti como profesional, y para ello es muy recomendable aplicar las denominadas tres “c”: Calidad – Continuidad y Creatividad.

Los contenidos compartidos han de seleccionarse muy bien, se trata de aportar valor real a tus seguidores, no repetir actualizaciones muy manidas y permanecer atento a las novedades que afecten a las áreas y servicios que dominas.

Por otro lado, se trata de ser creativo, juega con elementos audiovisuales en tus contenidos, utiliza imágenes, infografías o videos. Hay que ser originales y conseguir diferenciarse del resto de perfiles de los competidores.

Y por último hay que ser constantes y darle continuidad a tu actividad en la red. El objetivo es que tu comunidad de contactos y seguidores esperen tu contenido. Muéstrate activo, comparte, recomienda, comenta noticias de terceros. Hemos de ser capaces de invertir tiempo de calidad y no trabajar tu presencia en LinkedIn por impulsos.

Es preferible dedicarle pocos minutos a la semana pero con constancia, analizando a tu audiencia, buscando contactos con los que te puedas sentir identificado y que te puedan aportar contenido de valor, relacionándote con terceros. En definitiva, se trata de pasar de lo virtual a lo real. Así como otras redes están más pensadas para fomentar el branding, LinkedIn ofrece la posibilidad de generar posibilidades reales de negocio, oportunidades profesionales, clientes potenciales”.

A continuación, cabe señalar que “Linkedin puede ayudar a los abogados en su estrategia de captación de clientes a través de Internet. A continuación te explico cómo y por qué.

Antes de nada, este artículo no pretende convencerte de que inviertas tiempo de tu día a día en otra red social más. Sé que el tiempo es uno de los recursos más preciados de cualquier abogado/a, y por lo tanto debes optimizarlo.

Por esa razón, aquí va una promesa: no te voy a intentar convencer de que te conviertas en usuario activo de Linkedin. Únicamente tendrás que dedicar unos minutos a configurar tu cuenta correctamente y luego si no quieres no tienes por qué volver a prestarle atención.

Empecemos por el principio. Linkedin (www.linkedin.com), en el improbable caso de que no lo conozcas, es la red social profesional más popular en la actualidad. Es además una de las primeras redes sociales (se lanzó en 2002), actualmente es propiedad de Microsoft y según las últimas cifras oficiales tiene ya más de 500 millones de usuarios.

¿Qué quiere decir red social profesional? Principalmente que el objetivo de la misma es ayudar a establecer relaciones con fines profesionales y/o laborales entre particulares y/o empresas.

Lo cierto es que el número de usuarios realmente activos es muy bajo comparado con el total de usuarios registrados. En general los usuarios activos se pueden clasificar en tres grandes grupos: recruiters que buscan candidatos para ofrecerles puestos de trabajo en otras empresas, usuarios que se encuentran en búsqueda activa de empleo y profesionales que buscan ampliar su red de contactos y hacer networking.

Seguramente estarás pensando en este punto que Linkedin no es entonces demasiado útil para un abogado, y en parte tienes razón. Pero hay otro uso mucho más minoritario que sí que va a proporcionar beneficios a todos los abogados. Recalco: a cualquier abogado/a. Sin excepción.

Linkedin y el posicionamiento por nombre

¿Te has fijado alguna vez que en muchos casos si buscas en Google el nombre y apellidos de una persona te aparece entre los primeros resultados el perfil de Linkedin de esa persona?

Esto no es casualidad. Linkedin posiciona extremadamente bien en Google para búsquedas de personas. Y esto es una gran oportunidad para ti, seas el tipo de abogado que seas y con independencia de cuales sean tus objetivos profesionales.

Y para muestra, un ejemplo. A pesar de tener una página web propia y cuentas en diversas redes sociales y plataformas, si alguien busca mi nombre en Google mi perfil en Linkedin es normalmente lo primero que aparece (en otras ocasiones aparece en segundo o tercer lugar):

Hugo Arribas Rupérez
Los perfiles de Linkedin posicionan muy bien en las búsquedas de personas

Mi recomendación para cualquier abogado es que se cree un perfil en Linkedin, y que además lo configure como totalmente público. El hecho de que esté configurado como completamente público es esencial para que tanto Google como los usuarios que busquen tu nombre encuentren visible toda la información de tu perfil.

Si no sabes cómo configurar el perfil público encontrarás más información aquí. Con ello tendrás casi asegurado un control sobre la información que va a encontrar en primer lugar alguien que te busque en Internet. Y no es poco decir.

¿Por qué es importante que facilites esa información en tu perfil de Linkedin?

Hay muchos escenarios posibles que pueden llevar a una persona a buscar en Internet información sobre ti en relación a tu actividad profesional. Y a un abogado, desde un punto de vista profesional, le interesa facilitar que la encuentren.

De hecho, es casi tan negativo que un posible cliente busque información sobre ti y encuentre cosas negativas, como que busque información y no encuentre nada. Precisamente el hecho de que tus clientes potenciales encuentren información profesional sobre ti al hacer una búsqueda en Google es una de las principales razones por las que una página web es esencial para cualquier abogado o despacho.

Te pongo un ejemplo. Supón que eres un abogado registrado en la plataforma de captación de clientes para abogados Easyoffer y has mostrado interés en un cliente que necesita asistencia legal en un área de práctica que dominas y en una ubicación geográfica cercana a tu despacho.

En Easyoffer cada cliente puede ser contactado por un máximo de tres abogados, así que si tú eres uno de los que ha solicitado contactar al cliente, en el peor de los casos serán dos tus abogados competidores. El cliente recibirá información de los tres y escogerá con quién quiere trabajar. Si tras hablar con todos ellos tiene dudas sobre quién es el mejor profesional, es probable que busque en Internet información sobre los abogados antes de decidir.

Si de uno de los abogados no encuentra nada, del otro encuentra un perfil privado que no puede consultar y en tu caso encuentra un perfil público completo con toda la información relevante, es posible que este sea uno de los factores que decanten la balanza a tu favor“.

Y es que hay que destacar que una buena estrategia de marketing en LinkedIn, al igual que otras vías para potenciar la marca personal, necesita de muchas vías para poder hacerla ver. Aquí se ha de hacer referencia a los siguientes beneficios de tener un perfil en LinkedIn como abogado:

  1. “LinkedIn te ayudará a captar más clientes a través de Internet.
  2. Networking: por todos es sabido que cuanto más networking hagas, más posibilidades tendrás de recibir referencias o que te recomienden. Una característica positiva de LinkedIn es que además nos permite contactar con otros compañeros de profesión y con potenciales clientes sin tener que hacerlo de una forma invasiva.
  3. Aumentará tu visibilidad.
  4. Obtendrás información actualizada de tu especialidad.
  5. Posicionamiento: quizá ya hayas observado en alguna ocasión que si buscas el nombre de una persona en Google te aparece su perfil de LinkedIn entre los 10 primeros resultados. Es decir, LinkedIn posiciona muy bien por nombre, en las búsquedas de personas. Es una de las grandes ventajas de esta red que no puedes desaprovechar.

¿Cómo crear un perfil de abogado en LinkedIn?

Ya has visto lo importante que es tener una presencia bien desarrollada en esta red.

Por eso, si aún no tienes un perfil en LinkedIn, o si no le has dedicado mucho tiempo a rellenar todos los campos de información, en este apartado te mostraré cómo crear uno y completarlo de forma que ofrezcas una imagen profesional.

¿Qué información hay que incluir en el perfil de LinkedIn de un abogado? 

Tu perfil de LinkedIn será visitado por clientes potenciales y debe darles una sensación de profesionalidad y de confianza. Por ello, tiene que ser totalmente público y tiene que incluir toda aquella información que te gustaría que un potencial cliente encontrara sobre ti.

Imágenes de perfil y de portada: conforman en gran parte la primera impresión que se llevarán las personas al ver tu perfil.

Para la imagen de perfil, utiliza una fotografía que sea actual y profesional, y que consideres que define tu forma de ser. Sobre todo, no pongas un selfie, o una foto que no se vea con buena calidad.

Si no tienes ninguna fotografía de calidad, considera contratar un fotógrafo para que te haga una pequeña sesión de fotos, que podrás usar también para tu web o blog, o para enviar a medios si decides publicar algún artículo.

En la imagen de portada puedes mostrar un poco más sobre tus valores o utilizarla para poner el logotipo e información de tu empresa, con tal de reforzar la marca.

Titular profesional: descripción muy resumida de tus servicios profesionales. Aparece situado debajo del nombre. Lo esencial es que quede claro cuál es el beneficio que puedes aportar a los potenciales clientes, cuál es tu especialidad. Por ejemplo: “Abogada penalista en Barcelona”.

Te conviene utilizar palabras clave, para aparecer mejor posicionado en los resultados de Google.

Extracto: tiene que ser atractivo, profesional. Es una sección imprescindible en LinkedIn que aparece de manera destacada en el perfil, así que dedica tiempo a escribirlo muy bien. Incluye tus valores, éxitos, premios… Hazlo ordenado y claro, asegurándote de que transmite la imagen que deseas. Muestra seguridad en ti mismo y destaca tus principales aptitudes, como por ejemplo tu formación en una universidad de prestigio o los años que llevas ejerciendo.

En este apartado puedes incluir el Colegio profesional dónde estás adscrito y tu número de colegiado, con total transparencia.

Formación académica: en el ámbito legal, la formación académica contribuye a dar una imagen de mayor profesionalidad. Es un dato en el que los clientes potenciales se fijarán con tal de valorar si eres mejor que los demás abogados.

Por lo tanto, incluye en tu perfil de LinkedIn todos los estudios académicos que hayas cursado y que tengan que ver con tu actividad profesional actual.

Experiencia profesional: incluye todas tus experiencias profesionales, excepto las que no tengan ninguna relación con tu actual actividad. Procura que las descripciones sean claras, incluyendo tu cargo, responsabilidades y los resultados que obtuviste. Lo ideal sería que se viera tu crecimiento profesional.

Incluye la página web del despacho dónde trabajas actualmente.

Aptitudes: rellena tus aptitudes. Posteriormente tus contactos podrán validarlas si creen que realmente tienes conocimientos sobre ese tema. ¡Tú también deberías validar aptitudes de otras personas, para que vayan a tu perfil y hagan lo mismo con las tuyas!

Contacto: recuerda poner tu correo electrónico y teléfonos a los que te puedan contactar. Indica también la dirección de tu página web o blog.

Como ves, hasta este punto, el perfil de LinkedIn parece algo así como un currículum online, pero que no te engañe esta apariencia. En realidad es mucho más que eso: proporcionará una visión completa de tu trayectoria a nivel profesional y te ayudará a consolidar tu reputación online.

Cuenta corporativa y perfiles personales en LinkedIn

Cuando un despacho de abogados tiene una cuenta corporativa en LinkedIn, es fundamental que los abogados que trabajan en él participen e interactúen. El contenido que generan los empleados incrementa el engagement y permite poder llegar a muchos más contactos y posibles clientes.

Si el despacho posee un departamento de marketing, éste debe marcar un plan de comunicación para que los trabajadores lo sigan. De este modo se logrará una conjunción de las estrategias de social media“.

Y, por si no te había quedado claro, hay que destacar que LinkedIn es útil para abogados y otros juristas porque “

LinkedIn es una plataforma muy útil para abogados, en especial para los solistas o despachos pequeños porque a falta de un página web, les permite mostrar a potenciales clientes su gran capacidad profesional. Veámos como hacerlo en tres pasos.

Primer Paso: Completa tu perfil. Sube una foto de buena calidad, introduce la información del perfil y recuerda que es muy importante rellenar bien el apartado Extracto y Especialidades. Es un espacio pensado para que hables sobre ti de forma personal (entre dos y cuatro párrafos es una buena medida) Un truco: antes de rellenarlo mira otros perfiles que lo tengan (de abogados o de otros profesionales). Verás los que te gustan y los que no, y te servirán de guía.

Segundo Paso: Relaciónate. Es mejor calidad que cantidad, aunque conseguir una red profesional de calidad lleva tiempo. Sigue una estrategia:

  1. Amigos. Conecta con tus amigos y profesionales conocidos.
  2. Contactos recientes. Envia invitaciones para conectar cuando te presenten personas con las que te interese estar relacionado profesionalmente. Consejo: hazlo el mismo día en que los conoces o al siguiente. En la invitación recuérdales quién os presentó, en que circunstancias y tú interés profesional (p. ej: te interesa su sector de actividad, su trabajo, etc…)
  3. Desconocidos. Utiliza el buscador de LinkedIn: busca contactos por sector de actividad, ubicación geográfica y otros criterios. Truco: Para contactar con potenciales clientes, primero define bien su perfil (ej: directores de empresas del sector textil). Invítales a conectar con un mensaje altamente personalizado. Consejo: en ningún caso hagas ofertas de servicios, está mal visto en esta red. Un truco: Si la persona con la que deseas contactar no ha informado de su mail en su perfil, mira si estáis en un mismo grupo, esto te permitirá enviarle una invitación, de lo contrario no podrás hacerlo a menos que conozcas su correo electrónico.

Tercer Paso: Comparte. Busca grupos que te interesen (de tu profesión, del sector de tus potenciales clientes), observa los debates y cuando tengas algo interesante que aportar, hazlo. Comparte tus opiniones, comenta noticias, distribúyelas, etc… Cuánta mayor calidad tenga lo que compartas, más atención conseguirás.

Si algo es muy relevante para un reducido grupo de contactos puedes enviárselo directamente. Recuerda, personaliza el mensaje. Un truco: “etiqueta” tus contactos (podrás hacerlo en la propia aplicación) así, si tienes varios contactos con la etiqueta, por ejemplo: “Directores financieros de empresas editoriales” podrás redactar un solo mensaje dirigido a todos.

Linkedin ofrece aplicaciones muy prácticas para abogados, como Box.net o Slide Share. Con la primera podrás insertar en tu perfil documentos en formato pdf: un estudio sobre una norma, tu opinión profesional de un tema, un artículo que te hayan publicado en una revista, etc… Un truco: elige títulos atractivos que inciten a su lectura.

Con Slide Share podrás hacer lo mismo, pero es especial para presentaciones de power point (de una charla, conferencia, mesa redonda, clase, etc…)”.

La conclusión que se puede sacar es que si un abogado quiere estar presente y sacar el máximo partido a su despacho y a sus clientes necesita LinkedIn.

FUENTES:

  1. LinkedIn para abogados. MARKETING PARA ABOGADOS: https://marketingabogados.org/linkedin-para-abogados/
  2. La importancia de LinkedIn para abogados y despachos. LEXGOAPP: https://lexgoapp.com/blog/la-importancia-de-linkedin-para-abogados-y-despachos-david-muro/
  3. Do we link in Linkedin? Consejos para jóvenes abogados. BLOG TODOJURISTAS.COM: https://www.todojuristas.com/blog/linkedin-abogados/
  4. Abogado: 6 aspectos fundamentales para optimizar tu Linkedin. BLOG TODOJURISTAS.COM: https://www.todojuristas.com/blog/abogado-6-aspectos-fundamentales-para-optimizar-tu-linkedin/
  5. Abogados en Linkedin: Cómo rentabilizar tu presencia en esta red (I). CONSEJO GENERAL DE LA ABOGACÍA ESPAÑOLA: https://www.abogacia.es/publicaciones/blogs/blog-comunicacion-y-marketing-juridicos/abogados-en-linkedin-como-rentabilizar-tu-presencia-en-esta-red-i/
  6. Abogados en Linkedin (II): Perfiles de empresa para nuestros despachos. CONSEJO GENERAL DE LA ABOGACÍA ESPAÑOLA: https://www.abogacia.es/publicaciones/blogs/blog-comunicacion-y-marketing-juridicos/abogados-en-linkedin-ii-perfiles-de-empresa-para-nuestros-despachos-2/
  7. LinkedIn para abogados (III): Grupos, SlideShare y errores comunes. CONSEJO GENERAL DE LA ABOGACÍA ESPAÑOLA: https://www.abogacia.es/publicaciones/blogs/blog-comunicacion-y-marketing-juridicos/linkedin-para-abogados-iii-grupos-slideshare-y-errores-comunes/
  8. Linkedin, un aliado para los abogados que buscan más clientes. ABBO: https://www.abbo.es/linkedin-abogados/
  9. LinkedIn para Abogados. MARKETING ABOGADOS: https://marketingabogados.org/linkedin-para-abogados/
  10. LinkedIn para abogados: cuestión de estrategia profesional. LEGAL TODAY: http://www.legaltoday.com/gestion-del-despacho/nuevas-tecnologias/articulos/linkedin-para-abogados-cuestion-de-estrategia-profesional

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s