COVID-19, Derecho, Derecho de Blockchain, Derecho y Nuevas Tecnologías, Nuevas tecnologías, Pandemias

Blockchain aplicado al Covid-19

Hace unos meses ya se habló de cómo se podría utilizar el blockchain para combatir el Covid-19. Con esta entrada se pretende profundizar un poco más en el tema.

En primer lugar, cabe destacar que “Blockchain es la plataforma que dichas criptomonedas o bitcoins utilizan, y tiene como principales características la inmutabilidad, trazabilidad, descentralización, transparencia y veracidad de los datos en ella contenidos. 

La utilidad de esta tecnología va más allá́ de las criptodivisas, siendo implementada por entidades financieras, instituciones públicas en diversos países, multinacionales, firmas legales, ONGs, etc. La Unión Europea lleva tiempo desarrollando el European Blockchain Services Infrastructure (EBSI).

¿Cuáles son las ventajas de esta tecnología? En primer lugar, debemos definirla como un registro descentralizado y la característica fundamental de un registro siempre debe ser su veracidad y fiabilidad. La tecnología blockchain tiene una serie de características técnicas que le confieren una veracidad y fiabilidad total sin necesidad de que exista un tercero de confianza que gestione y supervise dichos datos. Dos de estas características son la inmutabilidad, lo que implica que no se pueden modificar los datos en ella contenidos, y la transparencia, que confiere al registro una trazabilidad y fiabilidad total.

En este sentido se ha pronunciado Syren Johnstone, director ejecutivo de la Universidad de Hong Kong, a través de una carta publicada por la Universidad de Oxford en la que pone de manifiesto las múltiples utilidades de la tecnología blockchain y sus beneficios, y realiza un llamamiento a las empresas tecnológicas para que se pongan manos a la obra y busquen soluciones a la crisis sanitaria global.

No es el único llamamiento que se ha realizado en este sentido. #HackCovid19 es una iniciativa surgida en América Latina que comienza en Uruguay y se gestiona a través de la Fundación da Vinci y el Centro de Innovación y Emprendimientos de la Universidad ORT (CIE), a la que posteriormente se han unido Argentina y Costa Rica, la compañía tecnológica IBM y la startup especializada en blockchain Æternity.

Iniciativas, todas ellas, impulsadas ante la evidencia, derivada de la crisis, de que la solidaridad y la colaboración intercomunitaria (traducido en donaciones, financiación internacional, recogida masiva y puesta en común de datos, suministro de material sanitario, etc) deben ser los pilares fundamentales en esta lucha contra el coronavirus.

APLICACIONES REALES 

Actualmente funcionan numerosas redes blockchain dirigidas a paliar los efectos de la crisis generados por la pandemia del covid19.

Por una parte, la necesidad de canalizar todas las donaciones y realizar su seguimiento convierte a blockchain en la plataforma ideal para su gestión. Varias ONGs del mundo se han visto involucradas en escándalos por la gestión de las donaciones. Dichos escándalos producen en los donantes recelo y desconfianza, lo que se traduce en cierta reticencia a la hora de realizar donaciones. Si tuviésemos la certeza de que nuestras donaciones van a ir dirigidas al fin debido y a su vez poder realizar su seguimiento y observar en qué han sido utilizadas, aumentaría significativamente el número de donaciones.

Esta práctica ya fue llevada a cabo por primera vez en 2018 para ayudar a las victimas de las inundaciones en Uganda Oriental y más recientemente para apoyar a Australia en su lucha contra los incendios, con un buen resultado. Con la finalidad de evitar escándalos, registrar debidamente y canalizar las donaciones recibidas, en China se ha creado la red blockchain Shanzong e Hyperchain. 

Una segunda aplicación práctica que puede ayudar a los estados a luchar contra el covid19 es su utilización para llevar el seguimiento del suministro de material sanitario, como mascarillas, respiradores o equipos de protección, así como evitar las falsificaciones. Es una realidad que la elevada demanda y la escasa oferta provoca situaciones injustas, engaños y un gran descontrol y desconocimiento a lo largo de la cadena de suministros. Shazong e Hyperchain, anteriormente mencionadas, también se utilizan para contabilizar y seguir el suministro de material sanitario.

Otro uso más tiene que ver con el registro de datos. La tecnología blockchain también se está utilizando para llevar el registro veraz, inimputable y transparente de los datos de la epidemia, como el número de contagiados, defunciones, mutaciones del virus, etc. Con estos datos se llevan a cabo estudios que permiten comprender su comportamiento y realizar un seguimiento de la propagación. Existen varias plataformas, pero se pueden destacar dos. Hashlog, la primera, incluye datos en tiempo real del número de infectados a nivel global, tasas de recuperaciones y de mortalidad, pudiendo filtrar por los diferentes países y sus respectivas regiones. Su transparencia permite a científicos y particulares acceder a ellos. 

La segunda, el proyecto MiPasa, nace para combatir la desinformación, recopilando en una red blockchain todos los datos y estadísticas de las distintas fuentes, una vez han sido verificados, contrastados y cruzados con registros anteriores. La plataforma blockchain otorga, también, una total privacidad a las distintas fuentes —empresas y organismos públicos principalmente—, pudiendo aportar datos también los profesionales de la salud, desarrolladores, embajadores, analistas de datos, etc. En este proyecto colaboran la Organización Mundial de la Salud (OMS), IBM, Oracle o el Centro Europeo para la Prevención y Control de Enfermedades (EDC).

También existen otras aplicaciones. Por ejemplo, los Emiratos Árabes Unidos (EAU) han desarrollado una red blockchain para la autenticación digital de certificados oficiales y otros documentos, eliminando así la necesidad de los ciudadanos de salir de sus casos para realizar distintos trámites y gestiones. En China, una red blockchain permite procesar reclamaciones de seguros y ofrecer financiación a las pymes, agilizando los trámites, evitando las gestiones en persona y asegurando la veracidad y trazabilidad de la información”. 

En segundo lugar, y para justificar un poco más la utilización del Blockchain en la lucha contra el Covid-19, se ha de señalar que “el volumen de información sobre el coronavirus y su expansión y consecuencias ha superado cualquier otro evento o suceso ocurrido en este siglo. Y la recibimos a través de la televisión, la radio, el móvil, los periódicos o las redes sociales. Desde hace unas semanas estamos infoxicados, sometidos a una sobrecarga informativa difícil de procesar. Y todos nos preguntamos si nos estarán diciendo toda la verdad.

Para frenar esta situación, mezclar datos fiables y tecnología ‘blockchain’ puede ser una solución. Numerosas empresas tecnológicas del sector han comenzado a construir soluciones de bloque para hacer un seguimiento en cadena de los datos médicos, asesoramiento ciudadano, identificación de síntomas del COVID-19, o gestión de los suministros. Y hacer todo esto con garantías para la privacidad de los datos de cada individuo. ¿Qué es el blockchain? La información contenida se clasifica en distintos bloques a los que se va añadiendo información codificada. Cada bloque forma una cadena que permite la transferencia de datos gracias a una codificación segura. Una vez que se ha introducido información, no se puede eliminar, solo se puede añadir nuevos datos que la complementan. Los bloques están cifrados y conectados entre sí. Almacenar, transmitir y confirmar datos de forma privada y segura.

Multinacionales tecnológicas (IBM, Hacedera, Oracle o Microsoft), en colaboración con la Organización Mundial de la Salud (OMS), han creado la web MiPasa para combatir con tecnología blockchain la difusión de datos poco fiables sobre el coronavirus mediante el intercambio privado de información entre individuos, autoridades estatales e instituciones de salud. La plataforma cruza datos de salud y ubicación de usuarios protegiendo la privacidad y que podría prever tendencias epidemiológicas y detectar posibles portadores asintomáticos al ofrecer datos sobre rutas de infección. Bajo el lema “Si no soy yo, ¿quién? Si no es ahora, ¿cuándo?”, MiPasa da la posibilidad de colaboración a desarrolladores de webs y móviles, profesionales sanitarios, proveedores de servicios, analistas de datos, etc…

A raíz de la propagación del COVID-19, la tecnología blockchain ha empezado a posicionarse en otros países. En Emiratos Árabes Unidos está ayudando a la autentificación digital de certificados oficiales y otros documentos para que las personas no tengan que abandonar sus hogares. En EE. UU., el Departamento de Seguridad Nacional publicó pautas para contener la pandemia, enumerando servicios de distribución de alimentos y agricultura mediante cadena de bloques”.

En segundo lugar, y a raíz de la actual pandemia global, se ha de señalar que “la red hospitalaria de Reino Unido ha sido una de las primeras a nivel mundial en utilizar la tecnología de contabilidad digital, parecida a la que se usa en el mundo de las criptomonedas, para rastrear el manejo de las vacunas de la Covid-19.

El South Warwickshire NHS Foundation Trust, parte del servicio estatal de sanidad del país, y administrador de 4 hospitales en el centro de Inglaterra, ha iniciado el uso de los sistemas de Hedera Hashgraph y Everyware para tener controlado que las vacunas contra la Covid se almacenan a la temperatura ideal, confirmó ayer martes la compañía de software británica encargada del proyecto.

Everyware utiliza sensores para controlar equipos en tiempo real, mientras que Hedera es un consorcio de blockchain que cuenta con el beneplácito de Google (NASDAQ:GOOGL) o IBM (NYSE:IBM).

Los hospitales de Stratfor-upon-Avon y Warwick son dos de los que utilizan dicha tecnología, que controla también que el movimiento de las vacunas sea en todo momento el correcto.

La tecnología blockchain permite distribuir y entregar las vacunas en todo el país con mayores estándares de seguridad y reduciendo el peligro que un fallo en la cadena del frío podría tener a nivel sanitario.

En las últimas semanas varias son las compañías que han propuesto utilizar este tipo de tecnología para almacenar y distribuirse mejor entre las diferentes organizaciones implicadas pese a que no utilicen el mismo sistema de almacenaje”.

En tercer lugar, también se ha señalar que “la fuerte adopción digital era ya una tendencia al alza en momentos pre-pandemia, pero su crecimiento se ha disparado en los últimos meses. 

Cada vez realizamos más operaciones de forma virtual: el teletrabajo, las compras, las operaciones bancarias… El confinamiento, la distancia social y las nuevas medidas higiénicas impuestas por la pandemia obligan a las personas a buscar alternativas. Las nuevas tecnologías aportan la solución. 

Por ejemplo, la blockchain responde a las necesidades de seguridad en materia de identidad digital tanto de personas como de empresas. Por eso se prevé que sea una de las tecnologías que experimentarán un mayor crecimiento en los próximos años, junto con el cloud computing y la inteligencia artificial.

La pandemia ha evidenciado de forma especial las posibilidades que ofrece la blockchain en la gestión de la cadena de suministro de productos sanitarios, algo que puede hacerse extensivo a cualquier sector. La blockchain hace posible mejorar la gestión de inventarios, automatizar procesos y reducir los gastos generales. 

Blockchain en las ópticas

¿Y qué puede aportar la tecnología blockchain a un negocio tan particular como el sector óptico? Una óptica es al mismo tiempo un establecimiento sanitario y una tienda. 

En este tipo de negocios se almacenan datos médicos, información sobre diagnósticos e historiales de pacientes, junto con sus datos personales. Gracias a la blockchain es preciso custodiar la información cumpliendo con todos los estándares legales de protección de datos, al tiempo que se resuelven los retos propios de cualquier comercio minorista que necesite tecnología específica, como el software de gestión para ópticas.

Como conclusión, en un mundo donde la distancia social es la nueva norma, la tecnología será clave para la supervivencia de muchos negocios, y la blockchain un apoyo importante para facilitar y optimizar buena parte de los procesos operativos”.

En cuarto lugar, también se ha de señalar que “si pensamos en la innovación como un valor agregado para mejorar la humanidad, todos los que apelamos por el uso de blockchain en teoría, tendríamos que estar realizando una revisión sobre cómo nos podría ser de utilidad ante esta contingencia; sin embargo, hasta ahora las soluciones blockchain real, de impacto y acotada a problemas urgentes para que son mínimas. En el contexto del COVID-19 o Coronavirus, la información ha migrado a estructuras masivas, específicamente las redes sociales; asimismo, uno de los principales problemas ha sido la falta de pruebas. Por ejemplo, muchos Institutos de salud solicitaron la aplicación de 2 pruebas para descartar o no el contagio de la enfermedad en una persona. En México, la institución sanitaria solicitó, hasta hace unas semanas, realizar dos pruebas a cada persona para que se pudiese confirmar un caso positivo de COVID-19, eso conllevó a la identificación de insuficiencia de pruebas. El problema de lo anteriormente expuesto converge en una falta de control y seguimiento sobre la aplicación de pruebas en los casos sospechosos o personas susceptibles y la pregunta es, con todo el conocimiento que tenemos ahora sobre la tecnología, ¿podría ser blockchain una solución?

Acciones con blockchain para contener la crisis

Uno de los principales inconvenientes en materia de salud, es que las entidades como hospitales, instituciones de gobierno y asociaciones, puedan compartir información de manera sencilla pero que sea verídica y segura; es decir, se requiere una solución que permita contar con un mapeo adecuado e integral para contener la crisis. En México por ejemplo, la desorganización de información en el sector salud parece grave; por ejemplo, no se cuenta con la infraestructura básica para atender casos de pacientes con diversas enfermedad crónicas como el cáncer; ni siquiera existen las herramientas tecnológicas efectivas y procedimientos para que toda la plantilla de usuarios que contaban con un servicio de salud público, pudiesen migrar al nuevo sistema salud pública (INSABI) impuesto por el gobierno. Y, aunque no conocemos el contexto de todos los países, es posible inferir que muchos otros países en condiciones similares a las de México, podrían estar en las mismas circunstancias sobre la complejidad en el manejo de grandes volúmenes de información que complica la atención a emergencias. En ese sentido, blockchain puede ser de gran utilidad ya que uno de los principales inconvenientes es el manejo y veracidad de la información.

La aplicación más tangible se dio en China a través de una empresa de seguros que utilizó la tecnología para acelerar el pago de reclamos de aproximadamente 104 millones de usuarios. En este punto, muchos lectores podrían reflexionar, ¿qué valor agrega blockchain? o ¿por qué no hacerlo a través de otra tecnología? Según el sitio South China Morning Post, utilizar blockchain permitió acelerar la atención de solicitudes sin poner en riesgo a los usuarios para respetar la cuarentena, reducir el fraude y realizar pagos seguros en Alipay debido a la naturaleza descentralizada y su mecanismo de consenso. En este momento, algunos detractores podrían recordarnos la frase: “eso no necesita blockchain”; sin embargo, Patrick Wan, Director General de Blue Cross y quien está implementando el proyecto no lo considera así y afirma que con blockchain encontró un gran valor:

“Nuestro servicio de reclamos respaldado por blockchain ha jugado un papel clave durante el brote del coronavirus al eliminar totalmente el proceso en papel y la necesidad de entrega de documentos de ida y vuelta a las clínicas… Esto realmente ayuda a mitigar el riesgo de infección por contacto cara a cara” (SCMP, 2020).

La aplicación de blockchain, ha podido procesar reclamos y hacer pagos a los participantes más rápido puesto que los usuarios pueden presentar sus documentos respaldados como evidencia y por el otro, las empresas obtienen acceso en tiempo real para validar la información, de esta forma, quedan todas las partes involucradas para revisar el proceso. Por lo anterior es difícil pensar que, en estos momentos de emergencia, se podría utilizar blockchain solamente por captar atención.

Otro proyecto con blockchain para atender esta pandemia es Folding@Home de la Universidad de Stanford, el cual consiste en una red de computación compartida llamado, donde los mineros de criptoactivos investigan sobre la dinámica de las proteínas del COVID-19 utilizando simulaciones para poder acercarse a una vacuna.

Finalmente, el pasado 28 de marzo del presente año, se dio la noticia que IBM, Oracle y la Organización Mundial de la Salud desarrollarían una aplicación llamada MiPasa, la cual consiste en una base de datos abierta para validar la información y surge ante la necesidad de contar con información válida a escala para ayudar a fomentar una mayor sensación de seguridad para la población. Como indican Gari Singh y Jonathan Levi, la reapertura de la economía mundial probablemente requerirá no solo evaluar a millones de personas, sino también identificar quién dio positivo, dónde puede y quién no puede ir y quién está en un riesgo excepcionalmente alto de exposición y debe ser puesto en cuarentena nuevamente.  

Por el lado de los criptoactivos, la llegada del COVID-19 está resultando angustiante para los mercados financieros. En el caso de bitcoin, después de tener una racha alcista en el precio y con la euforia del próximo halving, por un momento se tuvo el sentimiento de un escenario similar al de 2017, estábamos listos para comprar más en cada pequeña bajada de precio. En tiempos anteriores, la experiencia con bitcoin ha sido que, en momentos de crisis, funciona como un buen instrumento de cobertura; no obstante, parece ser que, en las semanas más difíciles de los mercados, tampoco ha tenido una respuesta positiva. Pero no sólo el uso de los criptoactivos se ha basado en la inversión de bitcoin, algunos proyectos han buscado nuevamente la idea de crear un token para recaudar fondos, tal es el caso del Coronacoin, un ERC-20 que no podrá ser minado por particulares. La fórmula anterior ya la hemos visto en tiempos atrás y es probable que no tenga el éxito que se espera; sin embargo, el uso de tokens sí podría tener otra utilidad y no sólo la captación de fondos; por ejemplo, servir para la transferencia valor o la realización de pagos electrónicos, dado que algunos gobiernos, como el de Inglaterra, han reconocido que los billetes en circulación pueden contener “bacterias y virus”, e incluso recomendaron que las personas se laven las manos después de manejar el dinero.         

Reflexión

Nos encontramos en una situación donde estamos replanteando diversas cosas, incluso aquellas que resultan bastante triviales, por ejemplo, lavarnos las manos. La paradoja es interesante cuando contrastamos estas necesidades básicas, con los grandes avances en innovación y disrupción tecnológica y encontramos divergencias.

Hemos invadido nuestros blogs o redes sociales con teoría sofisticada sobre los usos de blockchain. Acudimos a los “Summits” y meetups sobre blockchain, hablamos de metanet descentralizada, datos genómicos secuenciados en blockchain, wallets con sistemas de gobernanza autogestiva y un sinnúmero de escenarios futuristas. Debemos admitir que, a través de estos años, a muchos nos han hecho creer que blockchain es la solución a todos nuestros problemas con características como trazabilidad o inmutabilidad en internet, incluso tenemos comunidades que abogan más por blockchain que bitcoin o los que se apoderaron de la frase “no necesitas una blockchain” cuando consideran que hay mejores soluciones tecnológicas y más eficientes. Independientemente de cuál sea la postura que cada individuo tenga, es innegable que toda tecnología tiene dentro de sus objetivos, ser útil para la sociedad, y es precisamente en ese punto donde vale hacer una reflexión sobre el papel de la tecnología blockchain frente a este tipo de escenarios. 

Aún continuamos con las alertas encendidas sobre la pandemia puesto que desconocemos los alcances y su fin. Desde la industria blockchain en la salud, no debemos quedarnos satisfechos sólo con los discursos o diapositivas impactantes acompañados de una tarjeta de presentación abstracta y elegante. Al menos a nivel LATAM no podemos decir que no lo veíamos venir o que nos agarró de sorpresa ya que toco la puerta durante meses ¿Cómo podríamos atender aspectos tan importantes como la desinformación y que requieren un valor agregado como la veracidad o el uso de criptoactivos como una forma de que las personas puedan contar con un mejor apalancamiento? Es innegable que blockchain podría ser una gran herramienta logística aplicada al sector sanitario para saber con certeza cuales son los casos por zonas y así poder aplicar mayores medidas en ciertas áreas, si Wal-Mart aplica blockchain para la trazabilidad de naranjas, ¿por qué no aprovechar la misma tecnología para salvar vidas? Pensando en ideas rápidas, bien podríamos utilizar una aplicación descentralizada que registre el abastecimiento de bienes de consumo básicos y así, evitar compras de pánico; también podría existir la posibilidad de crear una DLT para el registro de usuarios a los cuales se les haya aplicado una prueba; incluso, porque no contar con un registro contable descentralizado para establecimientos que reporten pérdidas con el objetivo de tener “en el radar” los mayores impactos económicos e ir sumando esfuerzos para estabilizar las brechas económicas en las regiones.

Tal parece que la solución sólo está en los grandes gigantes de la tecnología como IBM u Oracle o a través de estos grandes y numerosos grupos que son capaces de crear un exchange descentralizado trabajando remotamente y comunicándose en un grupo virtual de trabajo como Discord, por ejemplo. ¿Qué tan resilientes estamos siendo? Nuestra creatividad y entusiasmo cripto o blockchain qué tanto hemos defendido, ¿qué tan resiliente está siendo? En esta industria que nos apasiona, ¿contamos ya con una cultura del diagnóstico y capacidad como para realizar una evaluación y responder de manera rápida a este tipo de problemas mundiales? o el sueño cyberpunk de descentralización y ayuda humanitaria sigue teniendo como estandarte sólo a bitcoin, convirtiéndolo en el gran vencedor en esta discusión sobre las aplicaciones blockchain.

A pesar de los esfuerzos, es necesario reconocer que la tecnología blockchain o los criptoactivos no están siendo una alternativa para contrarrestar la crisis económica con una solución de trazabilidad generalizada, ni siquiera se han podido crear fondos de apoyo en conjunto para ayudar a las personas y poblaciones más afectadas. El COVID-19 pego a todos y dejó paralizados y en silencio a las voces más reactivas, especializadas y debatientes de este ecosistema”.

En quinto lugar, y en relación a la época de desinformación e incertidumbre que se vive actualmente por la cantidad de fake news que aparecen en los medios de comunicación social y en redes sociales, se ha de señalar que “si hay algo que ha caracterizado los primeros compases de la pandemia que estamos viviendo ha sido la desinformación. Tanto por la falta de datos fiables como por la sobrecarga informativa. Contar con un sistema fiable y robusto para distribuir la información, basado en una tecnología universal, se ha convertido en una necesidad perentoria para gobiernos, organizaciones y la sociedad en general. Y parece que la tecnología de cadena de bloques ha acudido en su rescate. En estos momentos hay varias plataformas que están utilizándola para ofrecer valiosos servicios en una situación inédita. Te contamos algunas de las aplicaciones de blockchain en la lucha contra el coronavirus.   

Blockchain para la trazabilidad de donaciones y recursos

A pesar de los inevitables casos aislados, si hay algo que está caracterizando la presente crisis es la movilización de la solidaridad colectiva. Desde el primer momento, se han registrado numerosos donativos de individuos y empresas. En un contexto en el que las cadenas logísticas funcionan irregularmente y en el que atender las necesidades de sectores concretos como el de los sanitarios es crucial, blockchain puede ser un aliado inmejorable. Plataformas como Shanzong en China registran el origen de las donaciones y permiten garantizar cada paso hasta llegar a los destinatarios, en este caso los centros médicos y hospitalarios.

La asignación de recursos es otro elemento crucial: saber qué equipos de protección hay disponibles y cuál es la demanda permite racionalizar la distribución. En esa línea está la iniciativa blockchain de Alipay, también en China, que ayuda a controlar el flujo de mascarillas, guantes y otros productos vitales.

Blockchain para controlar los datos del coronavirus

Tal como se ha mencionado, disponer de información de calidad es más vital que nunca. HashLog es una plataforma blockchain que permite visualizar en tiempo real la propagación del coronavirus. Para ello, se nutre de datos oficiales de diversos países y organismos. Así, cifras como el número de infectados, fallecidos y recuperados se van actualizando en tiempo real. Además, es posible filtrar los datos por países y otros criterios.

MiPasa es una plataforma similar a HashLog, solo que con el respaldo de la Organización Mundial de la Salud y corporaciones de la talla de Oracle y Microsoft. Basado en el blockchain de HyperLedger Fabric de IBM, este innovador proyecto tecnológico tiene el objetivo de reforzar la información disponible acerca de la evolución del coronavirus. Según sus promotores, permitirá la detección temprana de portadores de COVID-19 y los puntos críticos de infección. Esto se logrará integrando, de forma fiable, los datos privados y los procedentes de autoridades estatales e instituciones sanitarias. Además, se busca proteger la confidencialidad de la información en todo momento.

Blockchain para gestionar identidades

Tal como mencionamos en uno de nuestros artículos anteriores sobre aplicaciones de blockchain, ya existen soluciones blockchain como Prescrypto para gestionar el suministro de medicamentos. Este nuevo tipo de recetas médicas garantizan la identidad de los pacientes y a la vez protegen su privacidad. Sin duda, en unos sistemas sanitarios desbordados, contar con tecnologías innovadoras que agilicen los tratamientos será otra herramienta de valor incalculable para atenuar el impacto del coronavirus”. 

Por último, se ha de señalar que “el Blockchain permite compartir transacción/información en tiempo real entre distintas partes designadas como nodos en su cadena, de manera segura e inmutable. En este caso, una plataforma Blockchain que conectara a la OMS, los Ministerios de Salud de cada país e incluso los principales hospitales de cada país, permitiría compartir información en tiempo real sobre cualquier enfermedad nueva de manera inmediata. En este caso, quizás hubiera contribuido a que el mundo reaccionara mucho antes. Quizás se hubieran decretado mucho antes las restricciones de desplazamiento, las cuarentenas y las medidas de distanciamiento social. Y quizás se hubiera podido evitar que tantos países se vieran afectados.

El número de países afectados por la pandemia, tomando las medidas que cada país se ha visto obligado a tomar, se habría reducido enormemente. Y la escala del impacto en cada uno de esos países también hubiera sido mucho menor. El uso de una plataforma Blockchain para compartir la información le hubiera ahorrado al planeta mucho dolor.

En la historia reciente de nuestro mundo, no nos hemos tenido que enfrentar a una situación como la desencadenada por la COVID-19. En la situación actual, toca hacer un análisis profundo de las infraestructuras de información disponibles, tanto tecnológicas como normativas, para la diseminación de información sobre enfermedades contagiosas, para mejorarlas y evitar en la medida de lo posible que tengamos que volver a enfrentarnos a una situación como esta en el futuro.

Seguimiento de brotes de enfermedades infecciosas

El Blockchain puede utilizarse para monitorizar datos de vigilancia de la salud pública, especialmente en el caso de brotes de enfermedades infecciosas como COVID-19. La mayor transparencia que permite el blockchain, permite ofrecer respuestas informativas más eficientes y precisas. El Blockchain puede contribuir a acelerar el desarrollo de tratamientos, puesto que permite procesar datos más rápidamente, para, por ejemplo, detectar síntomas antes de que una enfermedad se propague hasta llegar al nivel de epidemia.

Además, esta tecnología podría facilitar la labor de las agencias gubernamentales en multitud de tareas de seguimiento, como monitorización de actividad viral o seguimiento de pacientes o casos sospechosos. [9]

Seguimiento y control de donaciones

Generar confianza es clave en las campañas de donación, y la confianza es un elemento intrínseco de la tecnología Blockchain.

Una de las grandes inquietudes de la gente a la hora de donar es tener la certeza de que su dinero llegue allí donde hace falta.

La tecnología Blockchain permite a los particulares acceder a información sobre las necesidades de ayuda urgente existentes en diferentes zonas, hacer un seguimiento del recorrido de sus donaciones y constatar que éstas llegan a sus destinatarios finales. El Blockchain ofrece el grado de transparencia necesario para tener la certeza de que las donaciones llegan ahí donde son necesarias. [9]

Gestión de crisis

El Blockchain también puede ayudar a la gestión de situaciones de crisis. Así, adaptando conceptos de los smart contracts (contratos inteligentes) organizaciones globales como la Organización Mundial de la Salud podrían desarrollar sistemas de alertas para la población.

Blockchain technology can provide immediate and accurate information to governments and researchers
La tecnología blockchain permite a los gobiernos e investigadores disponer de información inmediata y precisa.

Además, el Blockchain permitiría informar a los gobiernos de las recomendaciones para contener el virus. Podría ofrecer una plataforma más segura donde todas las autoridades involucradas, médicos, profesionales, medios de comunicación y organizaciones sanitarias podrían intercambiar información actualizada en un entorno blindado para evitar que la situación empeore. [9]

Aseguramiento de las cadenas de suministro de productos médicos

El Blockchain ya ha demostrado su eficacia en la gestión de cadenas de suministro en distintos sectores, y por ello podría ofrecer grandes ventajas para mejorar el seguimiento y control de las cadenas de suministro de productos sanitarios.

Las plataformas soportadas por tecnología blockchain permitiría controlar, revisar, registrar y efectuar un seguimiento de la demanda, existencias y la logística de los materiales de prevención contra epidemias. En las cadenas de suministro interviene un gran número de intermediarios, por lo cual la inmutabilidad  y transparencia de los procesos de registro y verificación de blockchain aportaría aún mucho más valor.

Esta tecnología permitiría optimizar las cadenas de suministro de material sanitario, garantizando tanto a doctores como pacientes el acceso a las herramientas ahí donde las necesiten y evitar la venta de artículos contaminados en tiendas. [9]

La OMS y la tecnología blockchain

La Organización Mundial de la Salud (OMS) está trabajando con blockchain y otras empresas tecnológicas en MiPasa, un programa de transmisión de datos sobre la pandemia del COVID.

Se trata de una plataforma de registros distribuidos que ayudará a la detección temprana de brotes y transmisores del virus.

La plataforma está siendo desarrollada sobre Hyperledger Fabric en colaboración con IBM, Oracle, la plataforma de blockchain para empresas HACERA y Microsoft. Se trata de una iniciativa “totalmente privada” cuyo objetivo es poner a disposición de estamentos clave en la gestión de la crisis, como las autoridades y responsables sanitarios de cada país, información relevante y fiable.

Blockchain can be used for tracking public health data surveillance, particularly for infectious disease outbreaks such as COVID-19.
El Blockchain puede utilizarse para monitorizar datos de salud pública, especialmente en el caso de brotes de enfermedades infecciosas, como la COVID-19.

Descrita por sus creadores como una “autopista de la información”, MiPasa funcionaría cruzando información acumulada en distintos silos con información sanitaria. De esta manera, podrá ayudar a monitorizar la evolución local y global de distint”as enfermedades, como el virus que ha sembrado el caos y la incertidumbre a lo largo y ancho del globo en estos últimos meses, respetando la privacidad de los pacientes

En el proyecto están colaborando centros de control y prevención de enfermedades de EEUU, distintos países europeos y China, el Departamento de Salud de Hong Kong, el Gobierno de Canadá y la Comisión Nacional de Salud de China”.

FUENTES:

  1. Blockchain vs covid19, una realidad y una solución. EL SALTO DIARIO: https://www.elsaltodiario.com/1984/blockchain-vs-covid19-una-realidad-y-una-solucion
  2. La pandemia impulsa las oportunidades de la logística en ‘blockchain’. ESTAR DONDE ESTÉS: https://estardondeestes.com/movi/es/articulos/la-pandemia-impulsa-las-oportunidades-de-la-logistica-en-blockchain
  3. ¿Qué ventajas ofrece blockchain a la industria farmacéutica? PM FARMA: http://www.pmfarma.es/articulos/2607-que-ventajas-ofrece-blockchain-a-la-industria-farmaceutica.html
  4. Tecnología blockchain para tiempos de pandemia. COMPROMISO ATRESMEDIA: https://compromiso.atresmedia.com/levanta-la-cabeza/actualidad/tecnologia-blockchain-tiempos-pandemia_202004025e85a2fe8188850001cd3377.html
  5. La tecnología Blockchain, al servicio de las vacunas de la Covid-19. INVESTING.COM: https://es.investing.com/news/coronavirus/la-tecnologia-blockchain-al-servicio-de-las-vacunas-de-la-covid19-2074537
  6. La aceleración de la tecnología blockchain en la era COVID-19. INTAREX: https://www.intarex.com/tecnologia-blockchain/
  7. ¿Es útil la Blockchain en los tiempos del COVID19? COIN TELEGRAPH: https://es.cointelegraph.com/news/is-the-blockchain-useful-in-the-times-of-covid19
  8. Aplicaciones blockchain en la lucha contra el coronavirus. IMNOVATION: https://www.imnovation-hub.com/es/sociedad/aplicaciones-blockchain-coronavirus/
  9. Tecnología Blockchain y la COVID-19. BBVA OPENMIND: https://www.bbvaopenmind.com/tecnologia/mundo-digital/tecnologia-blockchain-y-covid-19/
  10. Luchar contra el Covid 19 con apoyo de Blockchain. HAY CANAL: https://haycanal.com/noticias/14311/luchar-contra-el-covid-19-con-apoyo-de-blockchain

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s